Este viernes tuvo lugar de manera oficial la ceremonia de inauguración para los Juegos Olímpicos de Tokio 2020, misma que se llevó a cabo en el Estadio Nacional de Japón y en donde se presentó primero un performance para, posteriormente, dar lugar al tradicional desfile de los países participantes. No obstante, mientras esto sucedía, a las afueras del estadio se reportaron manifestaciones de ciudadanos japoneses.  

Los participantes de este suceso se reunieron en la contra esquina del estadio mientras gritaban en contra de la realización de los Juegos Olímpicos, ya que este evento deportivo tiene lugar en pleno repunte de contagios por la pandemia de coronavirus en Japón, por lo que las fuerzas policiacas se hicieron presentes para resguardar a los inconformes sin hacer uso de la violencia.

La preocupación de la población se debe a que, durante las más recientes semanas, Tokio ha reportado mas de mil casos nuevos de coronavirus al día, razón por la que el gobierno del primer ministro Yoshihide Suga ha sido criticado por distintos sectores sociales que –aseguran- ha priorizado la justa deportiva por encima de la salud de su país.

Otra de las situaciones que genera descontento entre los ciudadanos es la visita a Japón del presidente del Comité Olímpico Internacional (COI), Thomas Bach, quien acudió este viernes a la ciudad nipona de Hiroshima con la intención de dar inicio a la tregua olímpica que aboga por la paz mundial durante la celebración de los Juegos.

Bach, que ha protagonizado una sucesión de declaraciones desafortunadas desde su llegada a Japón la semana pasada, tampoco ha sido bien recibido en Hiroshima, sobre todo entre los supervivientes de la bomba atómica lanzada sobre esa ciudad al final de la II Guerra Mundial.

Foto: Captura de Pantalla de YouTube