El presidente Andrés Manuel López Obrador consideró que el registro de personas que han muerto en el país por covid-19 a pesar de estar vacunadas “no es un asunto grave y es prácticamente inexistente”.

“No es un asunto grave esto que me están planteando. No me habían informado –de los casos- y todos los días tenemos reunión sobre la pandemia. Acabamos de tener una reunión el lunes en la tarde y no se planteó; es mínimo, o sea, prácticamente inexistente”.

En La Mañanera, el jefe del Ejecutivo aseguró que Hugo López-Gatell, subsecretario de Salud, hace la evaluación caso por caso y consideró que no se trata de una situación de alarma.

A la vez apuntó que “no se refleja todavía en el número de fallecidos, pero no que por la vacuna hayan perdido la vida (…) o que tenga relación; eso no”.

Indicó que su administración continuará informando y para evitar la propagación de noticias falsas, invitará a un experto a su conferencia para aclarar “las mentiras de la semana”.

“Vamos a estar dando a conocer aquí todas las noticias falsas y también aclarando, informando, aunque hay gente conservadora que no quiere ver La Mañanera, ni vernos, entonces por eso, también los manipulan”, detalló.

La Secretaría de Salud de Sonora informó a principios de esta semana que seis personas con esquema completo de vacunación fallecieron a causa del virus SARS-CoV-2 y otras 24 que solo tenían una dosis también murieron.

Al respecto, el Presidente pidió que primero se revisara la veracidad de dicha información porque no tiene reportes. Agregó que los contagios en las escuelas de la Ciudad de México son mínimos, pues no significan ni el uno por ciento de la población escolar que regresó a las aulas.

“De todas formas hoy vamos a informar; es lo mismo que el regreso a clases: son  mínimos los casos que se han presentado, nada . Es como la vacuna, porque quienes sostienen que no se debe regresar a clases -que se respeta su punto de vista -se pueden estar alarmando con eso, pues no”.

Con información de Milenio.