Las lluvias de las últimas semanas lograron que en la segunda quincena de mayo, 57 municipios poblanos que estaban catalogados en sequía moderada salieran de esta condición y otros 17 dejaran la condición de anormalmente seco.

De acuerdo con el Monitor de sequía de México, elaborado por la Secretaría de Medio Ambiente federal y la Comisión Nacional del Agua, al cierre de la segunda quincena de mayo la condición de sequía se vio disminuida en varios estados de la República.

Las precipitaciones por arriba del promedio en el noreste, centro, sur y sureste del país, favorecieron la reducción de zonas con sequía de moderada a extrema en Coahuila, Nuevo León, Tamaulipas, San Luis Potosí, Veracruz, Guanajuato, Querétaro, Hidalgo, Estado de México, Tlaxcala y Puebla.

Al cierre del quinto mes del año, la sequía moderada afectaba a once municipios poblanos que representan el 25 por ciento del territorio, mientras que ningún municipio fue reportado con sequía severa, aunque el 4.9 por ciento del territorio aún tiene afectaciones.

Según los datos hasta el 15 de mayo del monitoreo de Conagua, Puebla tenía 68 municipios con sequía moderada y 94 calificados como anormalmente secos.

Al cierre de mayo, en el país había un total de 1 mil 89 municipios con problemas de sequía. Los estados de Campeche, Chiapas, Ciudad de México, Morelos, Quintana Roo, Tabasco y Yucatán son los únicos que no sufren de estiaje.

Mientras tanto Jalisco, Michoacán y Oaxaca son las entidades que mayor número de municipios con problemas de sequía, con 125, 113 y 79 demarcaciones cada uno. Sonora, por su parte, tiene 72 municipios en esta condición pero 22 de ellos con sequía extrema.