Los cambios en la Secretaría de Seguridad Pública Estatal (SSP) luego  de la salida del extitular Raciel López Salazar, finalmente alcanzaron  a la subsecretaría de Centros de Reinserción Social y a la dirección del penal de San Miguel, cuyos directivos fueron removidos por supuestos actos de corrupción.

Así lo dio a conocer este viernes el titular del Poder Ejecutivo, Miguel Barbosa Huerta, al señalar que se detectaron múltiples irregularidades en la administración de la subsecretaría y, específicamente, en el Cereso de San Miguel, en la capital poblana.

"Cambiamos al subsecretario de Reclusorios de la SSP, y también a su equipo y al director del Reclusorio San Miguel, encontramos condiciones irregulares, vamos a corregir todo. Vamos a hacer cambios muy fuertes allá en San Miguel, se va a ver", expuso Barbosa Huerta.

Personal del Cereso de San Miguel confirmó que Jorge Gómez se encuentra desempeñando actualmente la labor de director de este centro penitenciario, sin que hasta el momento se haya dado algún conflicto interno por su designación y el reacomodo en los puestos.

Con la salida de Raciel López Salazar de la SSP, varias áreas también se vieron afectadas y tuvieron que renovar a sus directivos, aunque en otras los cambios no se han hecho notar o se ha optado por reciclar a viejos funcionarios que ya estaban en administraciones pasadas.