Sin representantes del gobernador Miguel Barbosa Huerta ni la Fiscalía General del Estado (FGE) se realizó la mesa de diálogo pactada con feministas este miércoles y se agendó otra para el 14 de diciembre.

Tampoco acudieron rectores de universidades ni la alcaldesa de Puebla, Claudia Rivera Vivanco, como exigieron las mujeres que el martes cumplieron dos semanas en plantón en el Congreso del estado.

En la mesa se abordaría la crisis de violencia contra las mujeres que existe en Puebla, así como los avances y resultados que haya dado la Alerta por Violencia de Género emitida en abril de 2019.

En un comunicado las manifestantes recordaron que la reunión estaba pactada para el pasado lunes 7 de diciembre, pero por “motivos de agenda” de las autoridades se pasó para este día.

A pesar de eso denunciaron que el encuentro de este miércoles empezó a la 1:30 PM, media hora tarde e incompleto. 

Por el gobierno federal participó Óscar William Márquez Barbosa, coordinador para la Erradicación de la Violencia Feminicida de la Conavim.

También acudieron Sulies Ramírez Martín, en representación del Tribunal Superior de Justicia (TSJ) y Susana López, por la Comisión de Derechos Humanos (CDH) del estado.

A la vez se sumaron los diputados Gabriel Biestro Medinilla (de Morena) y Nora Merino Escamilla (del PES), presidentes de la Junta de Gobierno y de la Mesa Directiva del Congreso, respectivamente.

Abordan alerta de Género

Las feministas informaron en su comunicado que en la mesa se discutió “sobre las alarmantes cifras de violencia en Puebla y las diferentes problemáticas que nos atraviesan a las mujeres en cuanto a la Alerta de género, así como las propuestas que desarrollamos para irlo tratando en un plan de trabajo conjunto a largo plazo”.

Expusieron que los representantes de las instituciones que acudieron se comprometieron a firmar el compromiso de trabajar y acompañar el trabajo conjunto respecto a la Alerta de Violencia de Genero.

Refirieron que también aceptaron agendar una próxima reunión para el día lunes 14 de diciembre para “hacer llegar nuevamente el exhorto a las instituciones ausentes en la presente mesa”.

Exigen asistencia de gobierno y FGE

Las mujeres exigieron que a la próxima reunión acudan representantes del gobernador Miguel Barbosa Huerta y la Fiscalía General del Estado (FGE), así como de universidades y el ayuntamiento capitalino.

Además denunciaron que no se han cumplido los acuerdos firmados en reuniones previas con diputados, pero a pesar de eso se dijeron abiertas al diálogo.

“Hemos mostrado buena voluntad en cuanto a los acuerdos que se han generado el mesas anteriores y que a la fecha no se han cumplido, pese a la apuesta por el desgaste, nos encontramos en toda la disposición para avanzar en el tema y generar las condiciones para garantizar el derecho a una vida digna de todas, todos y todes los poblanos”.

Las mujeres tomaron el Congreso de Puebla desde el 24 de noviembre para exigir un alto a la violencia contra las mujeres, la despenalización del aborto, el reconocimiento de la identidad sexogenérica, así como frenar el acoso en escuelas y universidades.