Al subrayar que la extinción de 109 fideicomisos públicos no es una ocurrencia ni tampoco un capricho del presidente Andrés Manuel López Obrador, el líder parlamentario de Morena en la Cámara de Diputados, Mario Delgado, reafirmó la decisión de desaparecer dichos fondos, sin excepción alguna.

“No es que unos se vayan y otros no; se van a ir todos, esa es nuestra propuesta”, puntualizó.

En conferencia de prensa virtual, el legislador subrayó que el próximo martes continuará la discusión y votación de las reformas para extinguir los 109 fideicomisos, después de que las bancadas de oposición rompieron el quorum de la sesión del pasado jueves y evitaron así la aprobación del dictamen.  

Descartó la posibilidad de salvar alguno de los fondos, como han solicitado instituciones, comunidades y legisladores de oposición e incluso morenistas.

No se trata de negociar unos sí y otros no. Estamos ante una coyuntura única en el país, donde nos urge tener recursos para la atención de la salud de los mexicanos. Entiendo que puede haber destinos nobles que la gente defienda, pero (en) este momento no hay nada más importante que la salud”, remarcó, según una nota del diario Milenio.

Delgado defendió la propuesta de reformas para extinguir los 109 fideicomisos y liberar alrededor de 68 mil millones de pesos para atender los efectos de la pandemia de Covid-19.

“Sí hay fondo en lo que se está planteando, no es una improvisación, tampoco es un capricho del presidente; viene en una lógica de austeridad severa, donde haya mayor transparencia y se elimine cualquier posibilidad de corrupción”, subrayó.

Sostuvo que en algunos fideicomisos faltaba transparencia y había corrupción, o tenían una estructura carísima que ocupaba buena parte del presupuesto, en lugar de que fuera a los apoyos directos: “ahí es donde están los ahorros, ahí es donde habrá reorientación del gasto que será utilizado para la salud”.