Una familia de campesinos originaria del municipio de Acajete perdió la vida tras la ingesta de hongos silvestres, según el reporte de la Fiscalía las personas caminaban rumbo a su parcela cuando hallaron las setas y decidieron cosecharlas para comerlas más tarde.

La mujer cocinó los hongos y los comieron en tacos, sin saber que eran tóxicos primero murió la mamá y la hija y al tercer día murió el papá, esto según declaraciones del gobernador del Estado Miguel Barbosa, durante su conferencia de prensa matutina.  

“La primera preocupación que tuvimos después de conocer la muerte de estas personas en hospitales, fue que alguien hubiera vendido esos hongos y fueran parte de una droga o fueran consumidores de drogas, pero no fue así”, añadió el mandatario.

“No hay otra explicación fue por hambre y fue por ignorancia, esa es la lamentable realidad”, concluyó el gobernante.

Versiones anteriores indicaban que este hecho se había registrado en el municipio de Nopalucan, pero esta versión quedó descartada luego de la conferencia de prensa.