Rafael Fuentes Cuamatzin, llevaba laborando en el gobierno municipal más de 20 años como supervisor de obras públicas, pero lamentablemente, este domingo, decidió terminar con su vida. Sus compañeros de labor, este lunes, le rindieron un  homenaje en las oficinas gubernamentales.

Durante el acto realizado en el patio del inmueble se relató que Flores Cuamatzin, arquitecto de profesión, fue uno de los pioneros de esta oficina. Mientras el resto de los burócratas escuchaban, vestidos de luto.

 “Era un buen padre y muy cercano a Dios. Muy leal en persona y confiable en el trabajo. Ya consiguió la paz que tanto anhelaba. No vamos a juzgarlo por los hechos”, citó quien llevaba la batuta del homenaje.

Un minuto de silencio y de aplausos, fueron el broche final del acto en memoria de alguien que se destacó por ser reservado y educado ante todo, en el acto participaron también Edgar Moranchel, director del sistema operador de agua y la regidora de Obras Públicas María Elena Súñer.

El trabajador decidió quitarse la vida este domingo aparentemente por problemas económicos y personales, la salida que tomó fue colgándose de un árbol en la colonia Revolución de esta ciudad, su cuerpo fue encontrado por vecinos y el reporte se recibió a las 6:30 de la mañana de este domingo 5 junio de 2020.