El arzobispo de PueblaVíctor Sánchez Espinosa, hizo especial énfasis en la misa dominical en pedir para que la crisis sanitaria pase pronto y para que las misas presenciales se puedan volver a retomar de una forma escalonada y gradual.

Durante la misa dominical, difundidapor televisión, radio y Facebook Live, el líder de la Arquidiócesis pidió porque esta emergencia sanitaria pase pronto para volver a retomar las misas presenciales. 

“Esperemos en Dios que pronto pase esto y que podamos retomar nuestras celebraciones, aunque sea poco a poco, como se va ir haciendo, pero esperemos en Dios que pronto pase esta pandemia que está viviendo el mundo”, dijo el arzobispo de Puebla.

En la celebración por la fiesta de Pentecostés, con la que concluyen las pascuas y en las que se conmemora la venida del Espíritu Santo, dijo que “en esta situación que estamos viviendo, podemos pedir al Señor que nos envíe su Espíritu Santo desde el cielo para iluminarnos y consolarnos en las horas de duelo”, mencionó. 

Finalmente en la celebración dominical, el arzobispo pidió por las familias que se encuentran sufriendo por tener un familiar enfermo por la pandemia para que el Espíritu Santo les dé tranquilidad, paz y fe y a los que han perdido  a familiares, de resignación y consuelo.

“Pido por todas las familias que me llaman y me piden oraciones, que el señor los bendiga les de paz, tranquilidad, les de fe. Por todas las familias que están sufriendo o por la muerte de sus seres queridos o por la enfermedad de sus seres queridos y que el Espíritu Santo les de el consuelo”, expuso.