Claudia Sheinbaum, jefa de gobierno de la Ciudad de México, aseguró que intentarán sancionar a todos los funcionarios públicos que filtren fotografías, como las que se difundieron de Ingrid Escamilla.

La joven de 25 años fue asesinada el domingo 9 de febrero en un domicilio de la alcaldía Gustavo A. Madero. Un sujeto identificado como Erick Francisco N, de 46 años de edad, confesó que mató a Ingrid Escamilla y que le arranco la piel.

Claudia Sheinbaum afirmó que Ernestina Godoy, fiscal de la Ciudad de México, intentará modificar el Código Penal para castigar las filtraciones.

“Hay filtraciones en la Fiscalía General de Justicia y en la Secretaría de Seguridad Ciudadana. Hay seis personas bajo investigación por las fotos del caso de Ingrid, habrá sanciones ejemplares y la fiscal hablará con los diputados para ver si se modifican algunos temas del Código Penal, no lo mencionó hoy para acabar con las filtraciones”.

La jefa de gobierno pidió que los medios no publiquen las imágenes de asesinatos, porque con el argumento de la libertad de prensa se podrían violar los derechos humanos de las víctimas.

“Con ello se genera, y no sé por qué razones, quizá por el morbo, esta violación a los derechos humanos de una víctima, así que creo aquí también hay una parte en los medios de comunicación que no requiere ser legislada, pero que tiene que haber una responsabilidad y una protección de las víctimas”.

“Hay que ser muy cuidadosos, así que legislar en este caso es complejo porque dónde están los límites, pero creo que entre los periodistas y los propios medios de comunicación tendría que existir también una solidaridad con las víctimas de tal manera que este tipo o estas imágenes no sean publicadas, e insisto, la sanción de las filtraciones no se eludirá, será ejemplar”.