La toma de protesta de la nueva dirigencia del Centro Empresarial Coparmex Puebla se convirtió en escenario de reclamos, pues empresarios increparon y exigieron a gritos al gobernador Luis Miguel Barbosa Huerta sacar las manos de la Universidad de las Américas Puebla (UDLAP) y liberar el campus a la brevedad, luego de que les reprochó su falta de apoyo durante la contingencia sanitaria.

Al tomar la palabra luego del nuevo dirigente Rubén Furlong Martínez, el mandatario morenista recriminó al empresariado la falta de apoyo en el combate a la pandemia de covid-19.

"Hemos invertido desde el gobierno 3 mil millones de pesos y no recibí ninguna cooperación de ustedes, se los digo de manera brava; pero respeto su visión, respeto la idea de que el gobierno debe hacerse cargo de todo, y nosotros respetamos la visión de ustedes, ¿de acuerdo?", señaló.

Esto incomodó a las y los empresarios que estaban presentes, pues el público lo abucheó y se escucharon murmullos, por lo que el mandatario dijo: "si quieren hacer comentarios, aquí al frente".

Ante ello alguien del público le exigió “dejar” la UDLAP, que se encuentra tomada desde el 29 de junio por un patronato que nombró su gobierno, a través de la Junta para el Cuidado de las Instituciones Privadas.

En seguida Barbosa Huerta rechazó tener injerencia en el conflicto por el control de la UDLAP, pues aseguró que es exclusivamente un problema entre particulares.

“La UDLA no tiene injerencia del gobierno, de dónde sacan ustedes que yo devuelva la UDLA, ese es un tema de fundaciones (…) como la fundación Jenkins “.

No obstante, acusó que en la Fundación Mary Street Jenkins hubo saqueo de 750 millones de dólares, ya que la fundación fue llevada en un inicio a Aguascalientes, después a Jalisco y ahora las inversiones se encuentran en Panamá y en Barbados, lo que señaló como un acto de ilegalidad.

Mientras señalaba esto fue interrumpido desde el público, que puso en duda sus afirmaciones, a lo que el mandatario respondió: "no vengo a debatir, ¿de acuerdo?", mientras el presidente saliente de Coparmex Puebla, Fernando Treviño Núñez, pedía a respeto y atención hacia el gobernador.

Le reprochan opacidad 

También le reprocharon del cobro de impuestos, la corrupción de algunos funcionarios y la falta de transparencia en su administración, pero confrontó a los empresarios y aseguró que ya sabía que algo así  pasaría porque son de "derecha", pero advirtió que no lo van a "impresionar".

"No, no, no a mí no me van a impresionar. Ya sabía que esto podía ser y estoy acá, porque eso de que ustedes no tienen ideología, claro que la tienen, eso de que ustedes son apartidistas, no es cierto. Estamos nosotros muy claros de los objetivos”  reclamó.

Al hablar sobre los compromisos y acciones que de su gobierno, dijo que ha actuado con firmeza contra el combate a la corrupción, aseguró que en su gobierno no hay “moches” y dijo que la corrupción se combate desde tres frentes.

“En mi gobierno no hay corrupción, no hay moches (…) la corrupción se combate desde tres frentes, fortalecimiento institucional público, contención diaria y aplicación de la ley”, apuntó, 

En su discurso el gobernador también mencionó que, de manera muy irresponsable, en el pasado líderes de cámaras empresariales fueron incluidos en negocios del gobierno estatal.

Y habian ofrecido no rivalizar...

Antes del incidente Furlong Martínez había asegurado que el empresariado “no es rival” del gobernador, por lo que incluso le había ofrecido cooperación.

En su discurso tras rendir protesta resaltó la importancia de la colaboración para reactivar la economía del estado.

“Citando sus palabras, señor gobernador, no somos rivales, no le vemos así (…) usted sabe lo que el sector privado representa para la sociedad”, enfatizó.

Por su parte el presidente nacional de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex), José Medina Mora Icaza, ofreció “la mano del diálogo” al gobierno de Barbosa Huerta, con el objetivo de que puedan colaborar y resolver los desafíos que se tiene en el país.

En entrevista previa a la toma de protesta de Furlong Martínez, indicó que el gobierno estatal es un aliado y consideró que se puede trabajar de manera conjunta en diferentes aspectos.

“En Coparmex consideramos que ante estos grandes desafíos que hay, México necesita que todos estemos unidos y no importa que pensemos diferente, pues eso nos permite enriquecer las propuestas, las ideas. Cuando en una organización todo mundo piensa, igual no se enriquece”, señaló.

Respecto a la relación que Coparmex tiene con el gobierno federal a cargo de Andrés Manuel Lopez Obrador, comentó que hay respeto, una amplia comunicación y también le han apostado al diálogo para lograr consensos, lo cual ha permitido que, a pesar de tener perspectivas diferentes, se logren acuerdos importantes.

“A principio de año se dio el diálogo y, durante tres meses, nos permitió llegar a un buen acuerdo para la Ley en Materia de Subcontratación. Esperamos continuar con este diálogo para lograr un buen acuerdo para la Reforma Constitucional en Materia Eléctrica”, expresó.

Furlong Martínez asumió la presidencia de Coparmex Puebla para el periodo 2021-2022, es miembro activo de la Confederación Patronal de México (Coparmex) desde hace 25 años y dirige la empresa publicitaria Furlong Creativos y previamente se desempeñó como presidente del patronato de la Fundación Empresarios por Puebla

Llega en sustitución de Fernando Treviño Núñez, quien ocupó el cargo como presidente del Centro Empresarial en dos ocasiones, en los periodos 2013-2016 y 2019-2021 y también presidió el Consejo Coordinador Empresarial (CCE) en Puebla.