La Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) ejercerá su facultad de atracción en el litigio entre integrantes de la familia Jenkins sobre el presunto desvío de 14 mil millones de pesos de la Fundación Mary Street Jenkins.

La solicitud de atracción fue promovida por Elodia Sofía de Landa Irizar, Margarita Jenkins de Landa, María Elodia Jenkins de Landa, Juan Guillermo Eustace Jenkins, Juan Carlos y Roberto Jenkins de Landa, quienes combaten la impugnación de la Fiscalía General de la República (FGR) porque una juez de amparo les permitió ampliar su demanda, presuntamente fuera del plazo legal.

Su solicitud fue radicada en el expediente 377/2021, en la Primera Sala del alto tribunal, sin embargo, los quejosos carecen de legitimización para promoverla.

Por ley, únicamente la FGR y las y los ministros de la Corte cuentan con legitimación para solicitar la facultad de atracción, medida que se toma cuando se considera que un asunto es de interés público para el país.

Por lo anterior el ministro Juan Luis Alcántara Carrancá decidió hacer suya la solicitud de oficio, así que ahora será admitida para su análisis.

“Ante la falta de legitimación de los quejosos, el ministro Juan Luis Alcántara Carrancá decidió de oficio hacer suyo el escrito de solicitud de ejercicio de la facultad de atracción”, informó la SCJN en su lista de acuerdos.

Será la primera vez en que el máximo tribunal del país intervendrá en el litigio que empezó desde 2016, cuando se denunció ante la FGR un esquema de defraudación, en el cual se constituyeron diversas fundaciones, incluso en Panamá, a las cuales presuntamente se desviaron los fondos de la Fundación Jenkins.

A raíz de este entramado se han enfrentado integrantes de la familia Jenkins, que reclaman el patrimonio y se asumen como legítimos beneficiarios.

Esto ha trastocado a la Universidad de las Américas Puebla (UDLAP), que lleva tres meses y medio tomada por la policía estatal que entregó el control a un nuevo patronato, que a su vez hizo rector interino al exsenador del PRD, Armando Ríos Piter.

Al verse involucrado también en presuntas operaciones financieras irregulares, el exrector Luis Ernesto Derbez Bautista se separó del cargo y aparentemente existe una orden de aprehensión en su contra.