El exdiputado local Cirilo Salas Hernández, líder en Puebla de la corriente magisterial “Maestros por México”, exigió aplazar el regreso a clases presencial hasta que el semáforo epidemiológico esté en verde, para no poner en riesgo a las familias de docentes y alumnos.

En un posicionamiento a medios de comunicación, acusó “negligencia” de los líderes del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE), Alejandro Ariza Alonso, de la sección 23, y Jaime García Roque, de la 51, por no alzar la voz ni atender las inquietudes de los profesores.

“Tenemos una dirigencia en la sumisión y la subordinación. Hoy tenemos una dirigencia que ha abandonado a los trabajadores de la educación, hoy los maestros se sienten solos porque hoy ellos tienen que resolver y asumir la responsabilidad del regreso a clases”, dijo.

El exlegislador de Nueva Alianza (NA) comentó que los líderes sólo han visto por las prebendas y que actualmente la mayoría de los dirigentes sindicales “se han adjudicado las mejores plazas y sólo han ayudado a sus familiares en el otorgamiento de plazas”.

Denunció que los líderes mantienen una voz pasiva, “callada en la sumisión y la subordinación porque al final de cuentas los liderazgos sindicales son los que están recibiendo el beneficio, directamente la gente allegada a los secretarios generales porque los demás maestros están en el olvido”.

Escuelas sin condiciones

También dijo que las escuelas no tienen la infraestructura para que los docentes puedan ofrecer clases presenciales y en línea al mismo tiempo, además de que implica una mayor carga de trabajo.

“No tienen tampoco agua, internet y luz, ni la solvencia económica para resolver esta situación y es lo que se tiene que ver; aquí el SNTE Nacional y Local tenía que dar una defensa de la escuela pública, a los trabajadores y la población escolar para dar seguridad que todos van a estar sanos”, comentó.

Salas Hernández comentó que las escuelas son del siglo XIX, los docentes del XX y los alumnos del XXI, por lo que el magisterio requiere capacitación particular de la Secretaría de Educación.

“Hoy el gobierno está obligado a hacer un programa a través de la Secretaría de Educación Pública (SEP) o una campaña de alfabetización digital para maestros y padres de familia no con fines administrativos sino con fines educativos”, comentó.

Comentó que en la ciudad de Puebla las escuelas de la periferia tendrán problemas en el retorno a las aulas, pues son las que tienen mayor rezago.

Además, lamentó que muchas de las escuelas rurales llegarán sin la garantía de un servicio básico como el agua para seguir las medidas básicas de prevención de covid-19.

Maestros por México tienen más de 15 mil agremiados, que pertenecen al SNTE, que han manifestado su preocupación por un brote de contagios de coronavirus ante la muerte de al menos 500 maestros.

Cirilo Salas señaló que hay docentes con comorbilidades y de la tercera edad que regresarán a las aulas con mayor riesgo de infectarse por el virus. “Los maestros tienen miedo e incertidumbre”, sentenció.