Por tiempo indefinido se quedará en el Congreso de Puebla el plantón de quienes exigen que se legisle la Ley en Materia de Desaparición de Personas, una de los principales adeudos de la LX Legislatura.

Familiares de víctimas reforzaron la protesta este miércoles luego de que la presidenta de la Mesa Directiva, María del Carmen Cabrera Camacho (del PT), confirmó que no habrá una sesión extraordinaria para avalar la ley.

Mientras se realizaba la sesión de la Comisión Permanente, integrantes de La Voz de los Desaparecidos —la mayoría mujeres— se manifestaron en la entrada principal del poder Legislativo para condenar la omisión de la actual legislatura.

Con fotografías de sus familiares en lonas y carteles, reprocharon falta de voluntad, desinterés y bloqueo por parte de Cabrera Camacho y Nora Merino Escamilla (de Morena), presidenta de la Junta de Gobierno y Coordinación Política (Jucopo).

En entrevista, María Luisa Núñez Barojas, vocera del colectivo La Voz de los Desaparecidos, señaló que ambas legisladoras se encargaron de frenar la ley, por consigna del gobernador Miguel Barbosa Huerta.

Denunció que se olvidaron de representar los intereses y necesidades de la población para representar intereses del mandatario, personales y económicos.

Como ya no habrá sesión extraordinaria antes de que concluya la Legislatura el 14 de septiembre, anunció que el plantón continuará para exigir a la nueva administración que retome la iniciativa luego de entrar en funciones el 15 de septiembre.

La Ley en Materia de Desaparición de Personas lleva un año “congelada” en la Comisión de Procuración y Administración de Justicia, que encabeza Cabrera Camacho.

Fue elaborada por La Voz de los Desaparecidos, familiares de víctimas y por el Instituto de Derechos Humanos “Ignacio Ellacuría” (IDHIE) de la Universidad Iberoamericana de Puebla.

Faltó consenso

Merino Escamilla argumentó que la iniciativa no se aprobó por “falta de consenso” en la Comisión de Procuración, aunque no precisó cuáles fueron las inconformidades.

En rueda de prensa reconoció que la legislación sobre desapariciones es uno de los principales pendientes de la LX Legislatura, pero argumentó que el tema será retomado en la siguiente, de la cual también formará parte tras ganar la reelección.

La diputada del distrito X de Puebla capital sostuvo que esta iniciativa y la despenalización del aborto serán “prioritarias” para la siguiente administración, pero no se comprometió a impulsarlas a pesar de que fue nombrada coordinadora de la bancada del Partido del Trabajo (PT).