Un operativo entre autoridades municipales de Puebla, estatales de Tlaxcala y la Guardia Nacional realizaron un operativo conjunto en la Vía Corta a Santa Ana para inhibir posibles conductas ilícitas.

La primera fase de este operativo se llevó a cabo este lunes en la Vía Corta a Santa Ana, a la altura de San José Los Cerritos con la participación de la Policía Municipal de Puebla, la Policía Estatal de Tlaxcala y la Guardia Nacional.

El objetivo de estas acciones es inhibir conductas delictivas en la zona limítrofe de Puebla y Tlaxcala, tratando de persuadir a los criminales que operan en esta franja territorial.

Para ello, se realizó la inspección de unidades del transporte público a fin de detectar a personas armadas que en algún momento puedan cometer un asalto a los usuarios de estás unidades suburbanas que van de Tlaxcala a Puebla.

Del mismo modo el personal de estas corporaciones realizó la inspección de vehículos particulares sospechosos para poder detectar unidades robadas o que incumplan con algún reglamento de tránsito como son los vidrios polarizados.