Una reciente investigación realizada por el semanario ‘Der Spiegel’ acusa al futbolista Robert Lewandowski por no haber pagado impuestos hasta 2016 por los multimillonarios ingresos publicitarios que se embolsó, situación que habría evadido tanto en su país de origen (Polonia) como en Alemania, que es donde juega.

El delantero internacional, reconocido por la FIFA como mejor jugador del mundo el pasado curso, recurrió durante años a una práctica que la publicación alemana califica como "trucos dudosos", luego de analizar "cientos" de documentos. 

Kamil Gorzelnik, su abogado y amigo de la infancia, eligió un tipo de fórmula legal para la empresa que llevaba los derechos de imagen del futbolista que, debido a los agujeros de la legislación polaca, dejaba mucho margen de maniobra para la creatividad fiscal. 

"Hay riesgos, pero hay que arriesgar algo para lograr beneficios", escribió Gorzelnik a través de un correo al asesor de ‘Lewi’, Cezary Kucharski.

El abogado primero aprovechó unas vacaciones fiscales de 23 meses para no pagar impuestos y después hizo desaparecer de las cuentas de la empresa 2,5 millones de euros para poder declarar pérdidas ante el fisco. 

"Gracias a Kamil he evitado pagar impuestos", escribió en un correo el atacante del Bayern Múnich a Kucharski. El futbolista lleva desde octubre, cuando el fisco alemán comenzó a investigarle, evitando hablar sobre sus problemas fiscales.

Únicamente ha señalado a través de una portavoz que siempre se ajustó a la ley y el derecho, y que está cooperando totalmente con las haciendas polaca y alemana.

Foto: Twitter