Empleados de la empresa empacadora de legumbres y verduras en Atlixco “Leonali” denunciaron mediante mensaje de texto a este medio de comunicación la falta de aplicación de los protocolos para mitigar el contagio de Covid.

Esta empacadora ubicada en la colonia el León y que se encarga de la distribución de ensaladas en diversos puntos del municipio y en la cual labora gente proveniente de diversos puntos de la región, se encuentra ya en la mira debido a estos señalamientos.

La denuncia señala además que ya existen empleados que han dado positivo a Covid19 por lo que consideran que extremar las medias al máximo garantizará la salud de todos. Aseguran que ya han realizado las quejas correspondientes ante Recursos Humanos, pero la única respuesta que encuentran es: “que si no nos gusta podemos buscarle por otro lado”.

Piden por ello la revisión de algún área de salud o el envío de un exhorto a los dueños de esa empresa que se encarga del manejo y empacamiento de alimentos, porque ya no quieren exponer más sus vidas, pero tienen la necesidad del trabajo, aseguraron que tampoco se trata de afectar a la empresa, pero sí garantizar la salud de todos.

La preocupación principal es al momento del traslado en el transporte que les pone la compañía y en el comedor donde no hay sana distancia, pues el horario para los alimentos está establecido y es para todos en general pese a las dimensiones del lugar, que en otras circunstancias era adecuado, pero ahora no permite mantener un alejamiento.

Los empleados en el mensaje enviado apuntan: “Hola buenas noches.  Quiero hacer un reporte ya que en la empresa Leonali en el León hay muchos compañeros con COVID. Quisiera que la persona correspondiente visite la empresa y vea las condiciones en las que estamos. No tenemos distancia en los vestidores ni en los comedores y de los transportes ni hablar todos vamos amontonados oliendo el ‘tufo’ de todos por favor hagan algo al respecto no podemos seguir así y mucho menos que es una empresa de ALIMENTOS. Todos estamos expuestos al virus”.

Y finaliza el texto: “Y cómo se dará cuenta no nos piden ni careta para subir al transporte En el comedor comemos uno frente a otro. A dónde está la sana distancia si nos sacan a cenar a todos juntos, uno ya no puede dar su queja en recursos humanos por qué nos dicen que si no nos gusta podemos buscarle por otro lado. Pues trabajamos por necesidad no por gusto”.