Por segunda vez el gobierno de Miguel Barbosa Huerta y la Fiscalía General del Estado (FGE) se negaron a entablar diálogo con feministas, a tres semanas de su plantón en el Congreso de Puebla.

En la mesa interinstitucional virtual de este lunes solo participaron la Conavim, el TSJ y la Comisión de Derechos Humanos (CDH) del estado, igual que en la reunión del miércoles pasado.

Uno de los acuerdos fue entablar otra reunión el 19 de enero del próximo año, así como analizar la firma de un desplegado conjunto contra la violencia de género y a favor de la despenalización del aborto.

Por primera vez se presentó la alcaldesa de Puebla, Claudia Rivera Vivanco, convocada por las manifestantes desde el inicio de la protesta el 24 de noviembre.

Los rectores de la BUAP y la Universidad Iberoamericana, Alfonso Esparza Ortiz y Mario Ernesto Patrón Sánchez tampoco se sumaron, pese a que igual fueron convocados.

Incluso esta vez se ausentaron diputados, pues al mismo tiempo se realizaba la sesión ordinaria del Congreso local.

Por la Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia contra las Mujeres (Conavim) acudió Óscar William Márquez Barbosa, coordinador para la Erradicación de la Violencia Feminicida.

Sulies Ramírez Martín, participó en representación del Tribunal Superior de Justicia (TSJ) y Susana López por la Comisión de Derechos Humanos (CDH) del estado.

También por primera ocasión se sumó el Instituto de Derechos Humanos Ignacio Ellacurría (IDHIE) de la Universidad Iberoamericana.

Abordan Alerta de Género

En la reunión de este lunes se abordó nuevamente los alcances de la Alerta de Género en Puebla, emitida por Conavim en abril de 2019 

Catalina Pérez Osorio, secretaria de Igualdad Sustantiva de la capital, reconoció que falta coordinación con los gobiernos federal y estatal para lograr los objetivos de la alerta.

Sostuvo que el ayuntamiento de la capital cumplió su parte tras la declaratoria, pero no expuso los resultados y admitió que con el confinamiento por la pandemia se disparó nuevamente la violencia contra las mujeres.

La funcionaria admitió que se requiere revisar la funcionalidad de los protocolos de atención a víctimas y modificarlos, pero dijo que esto podría abordarse en otra mesa de forma concreta.

Rivera Vivanco se solidarizó con la protesta, se pronunció a favor de la despenalización del aborto y reprobó la desatención del gobierno estatal, así como de los diputados.

Buscan desplegado conjunto

En la reunión las feministas pidieron a los participantes firmar un desplegado conjunto para exigir la no criminalización del aborto, pero no todos se comprometieron.

El ayuntamiento de Puebla pidió revisar la propuesta de documento, mientras que los representantes del TSJ, la CDH y el IDHIE dijeron que lo pasarían a sus superiores.