Decenas de bares y restaurantes con servicio a la mesa ya operan en el municipio de San Andrés Cholula, ignorando el decreto del gobernador Miguel Barbosa Huerta y aprovechando un esquema de entrega de distintivos que a pesar de ser gratuito, se está vendiendo hasta en 3 mil 500 pesos.

A través de un recorrido realizado por e-consulta en los corredores comerciales de San Andrés Cholula, se pudo constatar que restaurantes ya ofrecen el servicio a la mesa, además de que los lugares que venden bebidas embriagantes con botella abierta de igual forma ya están abiertos y operando.

Los comercios en esta situación se ubican precisamente en la llamada zona de bares que es la calle 14 Oriente, atrás de la Universidad de las Américas de Puebla (Udlap), donde sitios como McCarthy's ya están abiertos, vendiendo bebidas con servicio a la mesa.

Otro de los lugares es el bar Caribeñas, que opera en la 14 Oriente número 421, donde con música, mesas puestas y cortina abierta, comercializan bebidas y alimentos en el lugar, aunque en el exterior también ofrecen el servicio para llevar.

Aunque algunos restaurantes y cafés en esta misma zona siguen cerrados u otros mantienen la política de servicio exclusivo para llevar, existen taquerías, locales de hamburguesas y fondas que ya operan de manera normal.

Una situación similar se puede observar en la Plaza Gran Pirámide de la calle 3 Norte, donde locales como la Pozolería Matamoros venden sus alimentos sin ninguna restricción para quienes quieran ocupar una mesa, dentro o afuera del restaurante de comida mexicana.

Otros locales de comida y bares que están en la misma situación se ubican en la calle 12 Oriente, entre la 3 y 8 Norte, así como en la calle 5 de Mayo algunos incluso muy cerca de la Presidencia Municipal de San Andrés Cholula.

Cabe recordar que de acuerdo con lo establecido por la autoridad estatal, los restaurantes con terraza y aquellos que puedan garantizar la sana distancia entre comensales podrán abrir una vez que el semáforo epidemiológico pase de rojo a naranja, sin considerar a los bares, antros o centros nocturnos que dado su giro deberán esperar aún más tiempo para reabrir.

En el caso específico de los bares, hay que recordar que existe un decreto emitido por el gobernador Miguel Barbosa Huerta para suspender la venta de bebidas embriagantes en botella abierta, es decir, a través de copeo, como ocurre en bares y cantinas.

Acusan corrupción en entrega de distintivos

Si bien la postura del gobierno estatal respecto a la pandemia ha sido acatada por el Ayuntamiento de Puebla que ha exhortado a restaurantes y comercios a no abrir sus puertas, en el municipio de San Andrés Cholula perteneciente al área metropolitana, se habilitó un programa de entrega de "distintivos de buenas prácticas de sanidad".

Dicho protocolo se entrega, supuestamente de forma gratuita, a través de una inspección del área de Protección Civil Municipal de San Andrés Cholula en los locales que ya hayan hecho el trámite de la Nueva Normalidad ante el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) y Protección Civil Estatal.

El distintivo garantiza, según lo que la autoridad le ha explicado a los empresarios, que podrán reabrir sus establecimientos sin riesgo de una clausura por parte de Protección Civil Municipal, sin importar que Puebla se encuentra en la cresta de la pandemia del Covid-19.

A pesar de que la administración de Karina Pérez Popoca asegura que dicho distintivo se da de forma gratuita, en la realidad los comerciantes acusan que existen preferencias por parte de la autoridad pues los gestores exigen hasta 3 mil 500 pesos para el trámite.

Confirma Canirac cobro del distintivo

Así lo confirmó la presidenta de la Cámara Nacional de la Industria Restaurantera y de Alimentos Condimentados (Canirac), Olga Méndez Juárez, quien señaló que algunos de sus agremiados sí han denunciado dicho cobro por parte de los gestores, de forma discrecional durante las visitas a los establecimientos, sin embargo en algunos casos el monto es mayor o menor, dependiendo de la ubicación del local.

Ante esta situación la empresaria representante del gremio restaurantero señaló que ya ha tenido comunicación con la presidenta municipal Karina Pérez Popoca, alertando sobre el riesgo de corrupción que existe con la entrega de dicho distintivo.

Por tal motivo Méndez Juárez reiteró su postura para que desde el gobierno estatal y en coordinación con las autoridades municipales, se diseñe un protocolo unificado para establecer tiempos y requisitos para la reapertura controlada de establecimientos.