Más de 3 mil personas han sido víctimas mortales del Covid-19 que mantiene en alerta al mundo entero, situación que puesto a prueba a varios países al buscar frenéticamente una cura o tratamiento efectivo que logre erradicar la enfermedad originada en China.

España ha sido uno de los países europeos más afectados por el coronavirus, es por eso que diseñó un procedimiento especial para tratar los cuerpos de las personas fallecidas pues, aunque estén infectados con el coronavirus, merecen un trato igual de digno y respetuoso que cualquier cadáver.

El Gobierno español emitió un protocolo donde se especifica que no se realizarán autopsias a las víctimas con el fin de evitar un posible contagio.

En este documento se explica que el riesgo que podrían implicar las salpicaduras al realizar procesos a los cadáveres, siendo un riesgo innecesario para el personal médico.

En cuanto a los encargados de limpiar el área luego de la muerte de una persona, deben contar con la protección necesaria como ropa especial y ventiladores, además de anotarse en una lista para mantener vigilado cualquier posible síntoma.

Mientras tanto, el proceso que se realiza para las personas fallecidas por coronavirus en España es el siguiente:

  1. Se decidirá si se realiza autopsia (sólo en casos muy especiales).
  2. El cadáver deberá introducirse en una bolsa sanitaria biodegradable y permanecerá en la misma habitación.
  3. La bolsa será rociada con algún desinfectante en polvo y deberá ser sellada con alguna sustancia.
  4. Se entregará el cuerpo a los familiares.

Hace ya varios días que médicos y enfermeras de esta región denunciaron ante los medios de comunicación que los procedimientos que siguen son totalmente inhumanos, pues las personas quedan prácticamente pasan solas las últimas horas de vida y sólo pueden ser acompañadas por personal médico.

A estas medidas se añade la petición de las autoridades sobre no hacer funerales con el ataúd abierto.

Mira aquí el documento completo.

 

Foto: Twitter / Sor Prendida