Con una deuda de 7 mil 39 millones de pesos por Proyectos de Prestación de Servicios (PPS), cerró Puebla 2019, derivada de una decena de proyectos realizados por el gobierno del estado y  otros siete municipios.

De acuerdo con la consultora Aregional, al cierre del tercer cuatrimestre de 2019 había registro de 10 obras realizadas en la entidad poblanas, tres por parte del gobierno estatal y el resto por los ayuntamientos de Amozoc, Acatzingo, Acatlán, Atlixco, Libres San Salvador El Seco y San Martín Texmelucan.

Las obras en total tuvieron una inversión por 8 mil 983.7 millones de pesos, de los cuales, al cierre del año pasado aún se adeudaban 7 mil 39.2 millones de pesos.

Las 10 obras edificadas bajo este esquema ubican a Puebla como la segunda entidad a nivel nacional con mayor número de compromisos de ese tipo, sólo por debajo de Veracruz (25) y seguido por el Estado de México (9). En todo el país son 77 los PPS distribuidos en 19 entidades, incluida Puebla.

A nivel nacional la deuda por PPS es de 68 mil 508 millones de pesos. Chihuahua es el que mayor adeudo tiene con 29 mil 209 millones de pesos, seguido por el Estado de México, con 11 mil 427 millones, mientras que Puebla ocupa la tercera posición con 7 mil 39 millones de pesos.

Al cierre de 2018 el informe de las obligaciones financieras de la administración estatal revelaba que Puebla tenía una deuda de 6 mil 821 millones de pesos por la construcción de las plataformas de la armadora Audi, del Museo Internacional Barroco y del Centro Integral de Servicios, que fueron los grandes proyectos pro PPS edificados por el morenovallismo.