El gobierno de Puebla asumirá el costo de medicamentos y el pago de personal médico mientras inicia operaciones el nuevo Instituto de Salud para el Bienestar (Insabi), aseguró el gobernador Luis Miguel Barbosa Huerta.

Ante las denuncias por falta de fármacos en la entidad y la protesta de padres de niños con cáncer que son tratados en el Hospital para el Niño Poblano (HNP), el mandatario reconoció que aunque hay medicinas, estas no son suficientes. 

De acuerdo con el mandatario, será en abril cuando las reglas de operación del Insabi estén listas y con ello se normalizaría el abasto de medicamentos y el pago a personal médico y administrativo.

El Insabi es una iniciativa del presidente Andrés Manuel López Obrador para sustituir al Seguro Popular, lo que también derivó en el despido de más de medio centenar de personas en Puebla.

No hay medicamentos suficientes, reconocen  

Cuestionado por las protestas de falta de medicamentos, el gobernador refirió que su esposa Rosario Orozco Caballero realiza una revisión de la situación en el estado y constató que aunque sí hay medicamentos, estos no son suficientes.

 “Nuestro medicamento no es basto, pero estamos resolviéndolo con compras para que no le falte a nadie, hay tratamientos… no va a haber ningún niño que no tenga el tratamiento contra el cáncer, en mi gobierno no va a haber nadie que se muera por falta de medicamentos, que busquen a mi esposa”, declaró en una entrevista este jueves.  

En ese sentido, Barbosa sostuvo que en su gestión nadie morirá por falta de medicamentos, por lo que pidió a la ciudadanía denunciar posibles casos de desabasto con su esposa, pues aseguró que ella se mantiene pendiente del tema.

Gobierno estatal asumirá el costo

Señaló que el gobierno estatal pagará los medicamentos que hagan falta por lo menos hasta el mes de abril, cuando el gobierno federal emita las nuevas reglas de operación del Insabi.

Recordó que con el Seguro Popular, la federación costeaba el salario de 15 mil personas en Puebla, entre médicos, enfermeras, pero esa estructura administrativa desaparecerá al ponerse en marcha el nuevo instituto. “… quién va a asumir ese fondeo, pues para eso tenemos nuestro guardadito”, comentó. 

Barbosa insistió en que no permitirá que el sistema de salud colapse en el estado por la transición al Insabi, por lo que reiteró que se adquirirán los medicamentos que hagan falta.

Foto: Agencia Enfoque