De acuerdo con nuevas cifras arrojadas por la Organización Mundial de la Salud (OMS), ha disminuido de manera global el número de personas que se quitan la vida, pero, aun así, cada 40 segundos ocurre un suicidio.

Estos nuevos datos dictaron que entre 2010 y 2016 la tasa de suicidios logró disminuir en un 9.8 por ciento a nivel mundial, aunque América fue la única región donde el número de casos fue en aumento.

Cada año mueren por esta razón cerca de 800 mil personas, cifra mayor a la de personas que mueren por cáncer de seno, guerra u homicidios, lo que la organización señala como un problema grave de salud pública mundial.

El suicidio es una actividad mayormente practicada por hombres que por mujeres. Así lo demostró la OMS al afirmar que por cada 100 mil masculinos, un 13.7 acaba con su vida; por otra parte, de cada 100 mil femeninas, sólo 7.5 toma esta decisión.  

La Organización Mundial de la Salud indicó que una forma de reducir el número de suicidios a nivel mundial sería limitar el acceso a pesticidas, ya que, a la par con el ahorcamiento y el uso de armas de fuego, resultan el método más común para realizar esta práctica.

 

Foto: Twitter