Dos monjas robaron 500 mil dólares de una escuela católica de CaliforniaEstados Unidos, y utilizaron el dinero para irse a apostar en Las Vegas.

Las dos mujeres robaron el dinero de inscripciones, cuotas y donaciones que recibía la escuela, en la que estaban asignadas.

Los nombres de las dos monjas no fueron revelados ni tampoco la orden religiosa a la que pertenecen, las agencias internacionales sólo difundieron el robo y aseguran que las dos mujeres son católicas.

Durante una auditoría, los administradores de la escuela descubrieron la falta de los 500 mil dólares y la investigación señaló a las dos monjas.

Se sospecha que las dos monjas habrían tomado más dinero, porque desde hace diez años prestan sus servicios en la escuela.

Las monjas habían establecido una especie de rutina, apoderarse del dinero y viajar en avión a Las Vegas para gastarlo.

Los encargados de la escuela de California decidieron que no presentarán cargos, porque las monjas dieron lecciones de moral durante años a los estudiantes.

El diario norteamericano Press-Telegram reveló que un abogado de los padres de familia contó que las monjas utilizaron el dinero de la escuela como si fuera suyo y que lo dilapidaron en casinos de Las Vegas.

La policía local esperará a que la directiva de la escuela decida denunciar a las dos monjas, que durante diez años dieron clases, pero robaron dinero.

Crédito de la foto Expedia.com.au