La Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE) aseguró que las reuniones que sostuvo con Jared Kushner, yerno de Donald Trump, fueron profesionales.

Aseguró que durante los encuentros las dos partes atendieron a sus propios intereses, pero con la intención de lograr acuerdos.

“Los encuentros con el Sr. Kushner en su calidad de asesor especial del presidente, han sido estrictamente profesionales, con ambas partes atendiendo a sus intereses, pero tratando de llegar a acuerdos”.

El diario norteamericano The Washington Post publicó una investigación en la que afirma que fuentes de inteligencia indican que funcionarios de México, China, Israel y los Emiratos Árabes Unidos se reunieron para planear una estrategia que permitiera manipular a Jared Kushner.

“Altos funcionarios de al menos cuatro países (México, China, Israel y los Emiratos Árabes Unidos) han discutido de forma privada las maneras en las que pudieran manipular a Jared Kushner, al tomar ventaja de sus complejos arreglos comerciales, dificultades financieras y falta de experiencia en política internacional”.

The Washington Post no ofreció pruebas de la reunión de los funcionarios de los 4 países para manipular al yerno de Donal Trump, pero asegura que Jared Kushner ya no fue admitido en las reuniones de nivel secreto.

Los funcionarios de la Casa Blanca están preocupados de que Jared Kushner haya sido engañado en las conversaciones que sostuvo con funcionarios extranjeros.

La Secretaría de Relaciones Exteriores reconoció que Luis Videgaray, secretario de Relaciones Exteriores, se ha entrevistado con Jared Kushner, pero precisó que sus reuniones siempre han sido profesionales.

Crédito de la foto La Razón