Durante el registro en Instituto Nacional Electoral de María de Jesús Patricio Martínez, candidata zapatistas se generó un conato de bronca entre los simpatizantes de la vocera indígena y los representantes de los medios de comunicación.

El conflicto surgió cuando los camarógrafosfotógrafos y simpatizantes comenzaron a empujarse frente a la Oficialía de Partes.

En una nota que publica el diario El Universal, se indica que en cuanto apareció María de Jesús Patricio Martínez los fotógrafos y reporteros se abalanzaron para intentar acercársele, pero fueron contenidos por los simpatizantes de Marichuy.

Los representantes de los medios de comunicación y los simpatizantes intercambiaron gritos y empujones y todo quedó en un conato de bronca.

Entrega documentos ante el INE

Marichuy se presentó como candidata con el apoyo de Congreso Nacional Indígena (CNI) y el Ejército Zapatista de Liberación Nacional (EZLN).

La vocera indígena entregó su documentación en la oficialía del Instituto Nacional Electoral para convertirse en candidata independiente.

El Congreso Nacional Indígena explicó que logró superar los obstáculos racistas y clasistas para tener una candidata que los represente en las elecciones de 2018.

“(Tras superar un) sinnúmero de actos racistas y clasistas, hemos logrado cumplir todos los requisitos que la ley electoral y la estructura del INE, constituidas por los miembros de los partidos institucionales, imponen para impedir que una persona de abajo, mujer e indígena, pueda aspirar a la candidatura independiente a la presidencia”.

Crédito de la foto SDPnoticias.com