Más ciudadanía (de a devis)

Miércoles, Octubre 21, 2020 - 12:30

En la pandemia la ayuda no fue de gobierno, ni partidos o empresas. Fue de ciudadanos

Activista social. Emprendimiento. Escribidor. Apasionado de las letras enamorado de la vida, y viceversa.

A finales de marzo de este año, se decretó la contingencia sanitaria por la pandemia de coronavirus. En ese momento vimos una oleada de desempleo, sobre todo en las partes más vulnerables de la sociedad, y particularmente hubo un gran golpe a la construcción al tener que parar todas las obras, con ello llegó el desempleo masivo de albañiles.

En ese momento, la última semana de marzo, junto con un grupo de amigos, empezamos una campaña para promover el “quédate en casa”, y al mismo tiempo, una colecta para ayudar a quienes más necesitaban. Fuimos a tocar muchas puertas, la gran mayoría no se abrieron, de hecho, algunos, hasta se rieron de nuestras intenciones, decían que para mayo ya todo estaría bien. Aún con esos obstáculos, la primer semana de abril fuimos a dejar despensas a familias que ya vivían en pobreza, pero ahora estaban aún más afectadas.

No fue el gobierno quien empezó con la ayuda, no fueron partidos políticos, vaya, ni siquiera fueron empresas de la iniciativa privada. Fuimos ciudadanos.

A lo largo de la contingencia, y sobre todo con la proximidad de un proceso electoral, cada vez fueron más instituciones, grupos y personas las que se sumaron a “dar ayuda”. Está genial, la gente necesita ayuda, y que bueno que se les esté brindando, solo que, como muchas veces pasa, esperemos que no se quede solo en lo que dura el proceso electoral, que sea una constante, que vaya de “dar el pez” en este momento de extrema necesidad, a “enseñar a pescar” al largo plazo.

Estoy convencido que solo la ciudadanía —la de verdad, de a devis como dicen los niños—  puede impulsar de forma contundente los cambios sociales que se necesitan. No los de pose, no los de de hashtag que hacen activismo desde la comodidad de un teclado, no los de oportunidad que buscan alguna candidatura y algún cargo público, no los de conveniencia. Necesitamos más ciudadanía. Ciudadanía de adevis, que participemos en la toma de decisiones y realicemos las acciones que nos competen a todos.

Tristemente, hoy vemos políticos que quieren parecer ciudadanos, cuando a los ciudadanos no les interesa la política. Solo mediante la educación, el ejemplo y a constancia podremos crear una ciudadanía consciente, participativa y activa.

Hagamos más ciudadanía, de a devis, desde la trinchera de cada quien, desde las posibilidades que tengamos. Esto de la ciudad, del estado, del país… nos compete a todos y todas.

 

Rescoldos.

Hoy, más que nunca en la historia contemporánea, el Ejército tiene más presupuesto y facultades; hoy menos que siempre en la historia contemporánea las asociaciones civiles tienen menos apoyo y facilidades para su labor. Algo no está tan bien. Como ciudadanos, exijamos a gobernantes, funcionarios, legisladores y actores sociales que se creen las condiciones para empoderar más a la sociedad, para hacer más ciudadanía.


Encuesta