Miércoles, 18 de Septiembre de 2019     |     Puebla.
Suscríbete


Opinión



Tres aniversarios en un fin de semana

Miércoles, Septiembre 11, 2019 - 13:46
 
 
   

Dos aniversarios luctuosos y un aniversario de vida

El fin de semana pasado, entre el viernes 6 y el lunes 9 de septiembre, recordé y viví intensamente tres aniversarios.

Dos aniversarios luctuosos y un aniversario de vida.

El primero. Se cumplió un año de que Don Manuel Díaz Cid, ilustre poblano y mejor ser humano, partiera con el que todo lo puede.

En su honor, mi amigo comunicador Mariano Muñoz, conocido por todo el círculo político y de comunicación como “Junglo Mariano”, publicó en su portal y en redes sociales, la extraordinaria entrevista a Don Manuel (la última que concedió), en donde el propio Contador, pero Maestro, historiador, filósofo y “politólogo que forjó escuelas y líderes”, reconocido internacionalmente, se retrata de cuerpo completo.

En lo personal, tuve el altísimo privilegio de que fuera mi profesor en diferentes materias desde la preparatoria y hasta la Universidad, en donde como Director de la Escuela de Ciencias Políticas, nos transmitió sus conocimientos en Historia, Filosofía y Teoría Política; en historia Nacional e Historia Universal; en filatelia y música clásica; en cultura general, pero sobre todo, en valores como la libertad, la justicia y la  democracia.

En mi actuación política, desde que egresé de la Universidad, he tratado de seguir, de la mejor manera el ejemplo que en vida nos dejó de honestidad intelectual, de congruencia entre el pensar, el decir y el hacer; así como de su terca insistencia de  transmitir el pensamiento social cristiano.

Estoy seguro de que no fui su mejor alumno en la universidad, tampoco creo haber sido el mejor Licenciado en Ciencias Políticas que pasó por su cátedra, pero como politólogo y político actuante, extraño sus cátedras, sus consejos, sus intervenciones en la radio, sus conferencias, y sobre todo, aquellas palabras que algún día de 1998 me expresó cuando después de muchos años nos encontramos. En esa ocasión me dijo simplemente: “Estoy muy orgulloso de ti”. Gracias Don Manuel por siempre.

El segundo. El aniversario luctuoso número 19 de quien fuera el Jefe Nacional del Partido Acción Nacional, Carlos Castillo Peraza.

Brillante pensador humanista, sensacional político y extraordinario orador, que ha dejado huella imborrable en varias generaciones de panistas y el reconocimiento de políticos de otros partidos.

Carlos se fue del PAN y se fue del mundo terreno en el que creo yo, era su mejor momento de madurez de pensamiento y generador de ideas.

Pero recordando lo que una vez él dijo en ocasión del homenaje luctuoso del primer aniversario de la muerte de Manuel Clouthier, el “Maquío”, lo traigo ahora a colación porque aunque muchos creíamos que también Maquío estaba en su mejor momento, Carlos Castillo dijo: “hay un jardinero al que ninguna fruta se le cae verde y ninguna se le pudre en la rama”.  Carlos se fue con ese jardinero eterno y le dejó un vacío muy grande al PAN, al pensamiento político humanista y a la política mexicana.

Carlos Castillo Peraza le hubiera aportado mucho al primer gobierno de la alternancia, alternancia a la que por cierto, siempre aportó su mejor esfuerzo y pensamiento humanista.

Estoy seguro de que no fui de los mas cercanos en su afecto, pero saber que me lo tenía, me reconforta. Que me haya invitado a ser parte de su equipo en la Presidencia Nacional del partido, sabedor de que no voté por su candidatura para Jefe Nacional en el Consejo, me demostró lo grande que era, no solo en su aportación intelectual, sino también, en su visión de partido moderno, incluyente y democrático.

Carlos Castillo Peraza me enseñó que “la política no es una guerra entre ángeles y diablos, sino una búsqueda y convivencia entre seres humanos que piensan diferente……”.

El tercero. El 80 aniversario del nacimiento de mi Padre, Don Pedro Aguilar Martínez, el domingo 8 de Septiembre, a quien celebramos en familia por verlo completamente sano.

Estoy seguro que no he sido el mejor de los hijos pero de lo que si estoy seguro es que de él aprendí que el esfuerzo y la tenacidad en el trabajo profesional, rinden sus frutos al final del día, y que el reconocimiento por lo hecho en vida, también es importante.

Felicidades otra vez Don Pedro y un recuerdo por siempre para Carlos Castillo Peraza y Don Manuel Díaz Cid.

*Humberto Aguilar Coronado

Es politólogo con una Maestría en Negociación y Resolución de Conflictos por la UC3M de Madrid, España.

@Tigre_Aguilar_C


Semblanza

Humberto Aguilar Coronado

M. Humberto Aguilar Coronado “El Tigre”, es Licenciado en Ciencias Políticas y Maestro en Mediación, Negociación y Resolución de Conflictos por la Universidad Carlos III de Madrid, España. Autor de las obras “Principios en Acción” y “La Negociación, ¿es necesaria en la política?, editadas por Miguel Ángel Porrúa. Ha ocupado en el Comité Ejecutivo Nacional del Partido Acción Nacional, los cargos de Secretario de Organización; Secretario General Adjunto; Secretario de Elecciones; y, Jefe de Negociación para la Alianza por el Cambio (2000). Ha sido Diputado Federal; Diputado Local en Puebla, y Senador de la República, donde fue Miembro de la Junta de Coordinación Política y Subcoordinador de Proceso Legislativo y Debate Parlamentario. En la administración pública, fue Director General de Gobernación del Municipio de Puebla; Director General de Gobierno de la Secretaría de Gobernación Federal; Subsecretario de Enlace Legislativo de la Secretaría de Gobernación. Miembro activo del Partido Acción Nacional desde 1982, es Consejero Estatal y Nacional Vitalicio del Partido, y actualmente es Director General de la Fundación Rafael Preciado Hernández, A.C.

Ver más +

Encuesta