Jueves, 19 de Septiembre de 2019     |     Puebla.
Suscríbete


Opinión



Las cortes norteamericanas sentencian a “El Gavilán”

Jueves, Agosto 22, 2019 - 19:04
 
 
   

"Se ha dicho que su responsabilidad es netamente individual pero no es cierto".

Rubén Gil “El Gavilán” fue detenido en una ocasión previa en el aeropuerto internacional de la Ciudad de Los Ángeles, California.

La compañía transportista de Gil en los Estados Unidos fungió como contratista del "Army" para trasportar diversos bienes durante los años de la intervención militar en Afganistán e Iraq, en los precisos momentos en que el General McCrystal fuera sustituido como jefe de operaciones por David Petraus.

Meses previos a que se efectuara la primera detención referida de Rubén Gil, el Mayor de Los Ángeles, en ese momento enfrentado al gobernador de California y a  la administración Bush sufrió una grave crisis política derivada de la agresión sufrida por manifestantes de origen mexicano a manos de la policía del condado que actuaba al margen de las órdenes recibidas por los respectivos mandos institucionales.

Once años atrás de que se emitiera la sentencia respectiva en las cortes norteamericanas contra Rubén Gil por sus vínculos con el “Cartel de Sinaloa”, en agosto del 2008 , el diario “SUFRAGIO” publicaba las siguientes declaraciones:

“En agosto de 2005 estuvo en Puebla el señor Richard Kern Lorden, quien fue agente de CIA (Central de Inteligencia de los Estados Unidos) según lo documentó Manuel Buendía a cabalidad.

Richard Kern Lorden, es subdirector de la Environmental Tec International, S.A. de C.V. (ETI) esta compañía, (lo consignaron los diarios de esas fechas, SUFRAGIO constató esta información) apareció en Puebla para “limpiar el lago de Valsequillo” el contrato no se le adjudicó pero se le asignó a la misma compañía la rehabilitación de las aguas de Huauchinango para limpiar las aguas y la zona de derrames petroleros, ¿qué estaban buscando?: ¡petróleo!.

La compañía de Richard Kern Lorden (ETI), es filial de Sub-Surface Waste Management of Delaware, que preside un señor llamado Bruce Beatti, en España el gobierno de José María Aznar le dio a esta compañía el contrato para limpiar las aguas gallegas de derrames de buques petroleros en las costas españolas.

 Lorden, por lo demás, fue nombrado en el 2005 asesor honorífico del gobierno de Puebla y se llevó a las autoridades locales en gira por California para ponerlos en contacto con el gobernador de California. Arnold Schwarzenegger.

Continuando con al tema del gobierno californiano y con la ley en la mano, Atilio Alberto aborda el tópico concerniente a “El Gavilán” y explica que de ninguna manera es un asunto personal de Rubén Gil- dadas las declaraciones que el narcoalcalde había hecho con tal aseveración tras su primera detención en el aeropuerto de Los Ángeles, California

A pregunta expresa de este reportero sobre ¿si hay una relación directa entre ambos casos? responde:

“Uno de los enlaces que tuvieron con la comunidad de los Ángeles fue Rubén Gil García “El gavilán”, de este señor se ha dicho que su responsabilidad es netamente individual pero no es cierto, existe la resolución 56/83 del año del 2001 de la Asamblea General de las Naciones Unidas (ONU) mediante la cual se expide el proyecto de Convención sobre Responsabilidad del Estado por hechos Ilícitos Internacionales; (en esta se fundamenta que) una autoridad, así no pertenezca al aparato central sino incluso a autoridades locales, que incurre en ilícitos internacionales hace que la responsabilidad recaiga en el estado, en este caso el mexicano.

La ley que refiere Peralta Merino dice textual: “…El comportamiento de cualquier órgano del Estado ha de considerarse un hecho de ese Estado con arreglo al derecho internacional, y, por lo tanto, dar lugar a su responsabilidad, si constituye un incumplimiento de una obligación internacional...”

La siguiente pregunta de este reportero, fue en el sentido de que: ¿Si un alcalde del municipio más chiquito, comete un delito internacional ¿le toca el asunto al presidente Calderón.?. Peralta responde: “Así es, al estado mexicano; y un alcalde, de Izúcar de Matamoros, que incurre en conspiración para traficar drogas a otro país o un estado extranjero, contraviene la convención de Palermo contra el crimen organizado la convención de la ONU del 2001 y por lo tanto el estado mexicano incurre en responsabilidad”.

Peralta abunda: “Pero además se participó presumiblemente en una conspiración en territorio de los Estados Unidos con personal del Departamento de Estado y de ciudadanos norteamericanos,  en contra de un prominentes miembros del Partido Demócrata, dado el halconazo” contra manifestantes mexicanos el 1° de mayo de 2007 mientras el Mayor Villaraigoza se encontraba en México , con lo que su situación al frente del condado quedó endeble y en entredicho, por lo tanto, situación que trasgrede  lo contemplado en la resolución 56/83, no es, por ende, una responsabilidad meramente individual sino que afecta al estado mexicano mismo.”

albertoperalta1963@gmail.com


Semblanza

Atilio Peralta Merino

Nací en ésta ciudad, en la sala de maternidad “Covadonga” de la Beneficencia española, “tal vez un jueves como hoy de otoño”, dijera parafraseando a Cesar Vallejo, y de inmediato me trasladé a las islas del Caribe, entre brumas mi primer esbozo de recuerdo es el vapor de un barco que desembarcó en la Dominicana, Isla a la que jamás he vuelto y que no registro en la memoria consciente, desconozco si habríamos arribado a “Santo Domingo” o si todavía sería “Ciudad Trujillo” acababa de tener verificativo la invasión auspiciada por la OEA y, al decir de mi señora madre, era en ese momento el lugar más triste que habría sobre el planeta tierra. Estudié orgullosamente con los jesuitas hecho que me obliga a solazarme en la lectura de james Joyce, y muy particularmente en “El Retrato del Artista Adolescente”, obra que conocí gracias a mi amigo y compañero de andanzas editoriales juveniles Pedro Ángel Palou García, y asimismo orgulloso me siento de mis estudios en leyes en la Escuela Libre de Derecho pese a los acres adjetivos que le endilga a la escuela José Vasconcelos en su “Breve Historia de México” al referirse a otro egresado de la “Libre” como lo fuera el presidente Emilio Portes Gil. Crecí escuchando los relatos de mi abuelo sobre su incursión en los primeros años de su adolescencia en las filas del ejército constitucionalista, sus estudios de agronomía en “Chapingo” junto a los Merino Fernández, su participación en la “Guerra Cristera” al frente de cuadrillas armadas bajo la indicaciones del General Adrián Castrejón quién años después crearía los servicios de inteligencia militar y se convertiría en el gran cazador de espías nazis durante los años de la conflagración mundial, y por supuesto, de los días aciagos del avilacamchismo de cuyo régimen perdería el favor dadas las intrigas que suscitarían su parentesco con el líder obrero Manuel Rivera Anaya. Mi padre por su parte, llegaría a éste país mitad en vieja de estudios, mitad exiliado, habría corrido a su cargo el discurso que en representación de los jóvenes fuese pronunciado ante la multitud reunida en Caracas el 23 de enero de 1958 con motivo de la caída de la Dictadura de Marcos Pérez Jiménez, suceso al que alude Gabriel García Márquez en “El Otoño del Patriarca, matriculándose en la entonces Escuela Nacional de Economía que, muy pocos después, se transformaría en la “facultad” gracias a la brillante intervención de la maestra Ifigenia Martínez. “Soy todas las cosas por las que voy pasando”, he tenido en suerte el haber colaborado, o convivido de alguna manera con hombres cuya actuación ha resultado clave en la historia reciente del país, mencionaré a manera de ejemplo y obligado por la más elemental de las gratitudes a los senador José Ángel Conchello y Humberto Hernández Haddad así como y mi entrañable maestro el constitucionalista Elisur Artega Nava ; transformación que conduce por un lado , a darle cabal cumplimiento al deber bíblico de dar testimonio de los sucesos que corren en el siglo, y por la otra a convertirse en un hombre sencillo como dijera Borges: “ que aprecia el sabor del agua, el caminar pausado y la conversación con los amigos”.

Ver más +

Encuesta