Silvio Rodríguez en su archivo musical tiene un disco con Diákara, que se realizó en México, en 1991.

Diákara fue uno de los más importantes de esa década y ahora está por ver la luz el disco que nunca se había estrenado de forma oficial.

La imagen de Silvio junto a aquel grupo de jazz-rock-fusión de raíces afrocubanas, liderado por Oscarito Valdés es parte de un mito viviente en el imaginario musical cubano.

En 1991, Silvio Rodríguez comenzó a grabar un disco en México que permaneció guardado por 30 años.

Este álbum es parte de una exitosa gira que el cantautor cubano había estado haciendo junto al grupo de jazz-rock-fusión de raíces afrocubanas llamado Diákara.

La grabación estará disponible para el mundo entero en un disco oficial el 1 de octubre.

“Es un disco que pasó por muchos avatares. Son 10 canciones que pudimos grabar en unas tres o cuatro sesiones mañaneras, después de una gira por México, locos por volver a Cuba. Puse 8 de las 10 voces en una sola mañana, el día antes del regreso. En nuestra tierra no había Dolby, y como yo estaba ahorrando para convencer al Estado de que construyera estudios nuevos, usé parte de ese dinero para comprarlo y una multipista de 24 canales, que estuvo usando la EGREM hasta que pudimos tener el estudio Ojalá, años después. Siempre aparecía una nueva dificultad. Tantas, que llegué a pensar que el disco tenía una maldición o algo así. En 2020 pude haberlo terminado, pero preferimos esperar a 2021 para redondear la fecha y que fueran 30”, asegura el famoso.