El IMSS tomará reservas estratégicas de más de mil 934 millones de pesos para garantizar el pago de pensiones por invalidez y vida, según el Anteproyecto de Presupuesto para el Ejercicio Fiscal 2022, que aprobó el Consejo Técnico del IMSS.

El instituto prevé que el pago de pensiones aumentará como consecuencia de secuelas y fallecimientos ocasionados por la pandemia de covid-19, y en los siguientes años por el incremento de complicaciones graves y decesos por diabetes.

Santiago Levy, entonces director del IMSS, comenzó a integrar este fondo desde 2005 e inexistente diez años atrás, y cuya finalidad es cumplir con sus obligaciones futuras con los asegurados y sus familias, así como con sus propios trabajadores.

Ahora, por primera vez en la historia se toman estas reservas.

En el Informe sobre la Situación Financiera 2020-2021 del IMSS se planteó que este año se requerirán 6 mil 544 millones de pesos, de los cuales 99.5 por ciento serán por secuelas de la pandemia y 0.5 por ciento para personas con complicaciones de diabetes.

El director de Finanzas, Marco Aurelio Ramírez Corzo, al presentar el Anteproyecto de Presupuesto 2022, destacó que éste fue analizado de manera conjunta con la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, y detalló que se consideran ingresos propios por un monto de 558 mil 508 millones de pesos, cifra que representa un crecimiento de 3.8 por ciento en términos reales, en comparación con lo presupuestado para 2021. El director de Finanzas indicó que el Anteproyecto de Presupuesto considera egresos propios por 532 mil 935 millones de pesos, y señaló que también se tiene considerado continuar con la recuperación de servicios médicos, a fin de otorgar las consultas e intervenciones quirúrgicas que quedaron pendientes por la atención a la pandemia por covid-19, según una información del diario Milenio.