La victoria de Sergio Pérez en el reciente Gran Premio de Azerbaiyán dio por sentada lo complicada que será la temporada 2021 para el equipo de Mercedes, como lo admitió el heptacampeón de Fórmula 1, Lewis Hamilton, quien señaló que el mexicano también jugará un rol importante en la disputa por el título.

En Bakú, el tapatío consiguió un excelente resultado apoyado en la falla que sufrió su coequipero, Max Verstappen, y al error garrafal de Hamilton en la reanudación de la carrera (la cual tuvo que iniciar desde la línea de salida), aunque también se debió al buen rendimiento que mostró Pérez a bordo de su RB16B que le permitió remontar desde la sexta posición para acabar en primero, con lo que llegó su segunda victoria en F1.

Para Lewis, el auto que posee la escudería austriaca “es increíblemente rápido", lo que supone competir con un auto al nivel de Mercedes, tal como señaló en declaraciones a Racingnews365 después de que se le cuestionara si Checo es ahora una preocupación adicional.

"Creo que, sin duda, los dos juntos (Verstappen y Pérez) harán que sea difícil. Eso es lo que esperábamos a principios de año. Nuestra cabeza hacia abajo", agregó.

 

Red Bull, en lo más alto

Por otra parte, Hamilton volvió a cargar en contra del desempeño que mostró en Bakú, donde se cortó con una racha de 54 carreras que sumaba puntos, esto al admitir que Red Bull "es el más veloz en este momento", sin agregar que lidera el Mundial de Pilotos y de constructores.

"Es muy, muy difícil mantenerse al día con ellos. Por lo tanto, haber estado en la mezcla, y en esa posición (peleando por el primer puesto hasta antes de su error) fue una experiencia realmente increíble. Y es una experiencia bastante humillante, en realidad, no haber salido nada."

Foto: Twitter