La revista TvNotas publicó que el actor Rafael Amaya reapareció visiblemente alterado y asegurando que varios los seguían. “Quiero hacer mi declaración en el Ministerio Público, por favor”, se le escuchó decir al actor.

“A 3 meses de salir de rehabilitación, Rafael Amaya corrió por las calles gritando entre los coches con delirios de persecución”, publicó la revista.

“Cuando se creía que Rafael Amaya, de 44 años, por fin había dejado atrás sus adicciones, que estaba recobrando su salud y que retornaría a la serie El señor de los cielos, desgraciadamente su salud mental pende de un hilo”, agrega.

Según la publicación un conductor trató de auxiliar al actor al percatarse que corría por calles de Boulevard Agua Caliente y Avenida Tapachula, pero esto desató un ataque de inseguridad en el actor.

Según la revista de espectáculos el protagonista de “El señor de los cielos” salió gritando que un grupo de personas querían secuestrarlo.

Por su parte, Karen Guedimin, representante del actor, en entrevista con Suelta la Sopa, expresó que la información fue sacada de contexto y que él sólo estaba esperando un taxi.

Guedimin negó que el actor haya recaído en adicciones y dijo que él sólo intentaba abordar un servicio de transporte privado contactado a través de una aplicación móvil.

“En la publicación dicen que estaba desquiciado, pero él nada más pidió un taxi en una gasolinería de ahí”, relató la representante del actor.

 

 

“Seguía con una ansiedad tremenda y empezó a llamar al 911 para pedir que lo ayudaran porque lo querían secuestrar y él quería hacer su declaración en el Ministerio Público”, es lo publicado por la revista.

“No tiene a nadie que viva en Tijuana, estaba en un departamento que tiene ahí y su familia vive en Tecate (en Baja California). No salió de la casa de su familia ni nada, él salió a pedir un taxi e iba a ir a una dirección. Bien lo dicen, estaba en una zona residencial y está por ahí su departamento. Es lo que pasó”, dijo Karen.

“Esto es una lucha del día a día. Es un tema muy complicado que no podemos estar ventilando... saben que no es de que esté hablando porque no puede decir ‘ya estoy bien’ y a la mera hora no. Está muy entusiasmado, muy comprometido con él y eso es lo importante. Él está muy bien de salud... él está haciendo ejercicio, quiere que su público lo vea súper guapo como lo ha visto siempre”, agregó Guedimin.