Roger Federer tomó la decisión de retirarse Abierto de Miami a fin de mes para poder dedicar mayor tiempo a su "puesta a tono para volver al circuito", como dijo su agente este lunes a la Associated Press. El ganador de 20 títulos de Grand Slam se ha mantenido son competir por más de un año luego de someterse a dos cirugías en la rodilla derecha la pasada temporada.

El tenista que cumplirá 40 años en agosto debe reaparecer en la gira la próxima semana en un torneo de pistas duras en Doha, Catar. Además, publicó una foto en su cuenta de Twitter el pasado viernes con el texto: "La cuenta regresiva a Doha comienza". Éste será su primer torneo desde que alcanzó las semifinales del Abierto de Australia en febrero de 2020, aunque de momento también tiene previsto competir en otro torneo en superficie dura, el de Dubái, Emiratos Árabes Unidos, que arrancará el 14 de marzo.

El astro suizo estaba anotado en la lista del Masters 1000 de Miami, pautado para comenzar el 24 de marzo, pero su agente, Tony Godsick, escribió el lunes en un correo electrónico a la AP que Roger no competirá en el sur de Florida.

"Después de Doha y quizás Dubái, (Federer) retomará los entrenamientos con el fin de seguir una paulatina puesta a tono para volver al circuito", escribió Godsick

James Blake, director del Abierto de Miami, confía que Federer pueda volver en 2021 a un torneo que ha ganado cuatro veces, incluyendo la edición que se disputó hace dos años, donde venció a John Isner por 6-1, 6-4 en la final del Abierto de Miami en 2019, siendo también la última vez que se realizó. Fue uno de los múltiples torneos que fueron cancelados el año pasado debido a la prolongada paralización del circuito por la pandemia de Coronavirus.

Esta semana el suizo arrancó como el número 5 del ránking de la ATP. Ha cumplido 310 semanas en la cima, un récord de la ATP que Novak Djokovic empató este lunes. Los 103 títulos de Federer en la gira constituyen la segunda mayor cantidad en la era profesional del tenis masculino, sólo por detrás de los 109 de Jimmy Connors.

Foto: Twitter