Durante una audiencia realizada este viernes en la casa de justicia de Puebla, los padres de Zyanya Estefanía Figueroa Becerril y sus abogados pidieron al agente del Ministerio Público de la Fiscalía General del Estado de Puebla que investigue su muerte como un caso de feminicidio y no como suicidio.

Con apoyo del Observatorio Ciudadano Nacional de Feminicidio, los padres de Zyanya solicitaron una audiencia ante juez de control para exigir que el caso de la practicante de medicina del Hospital del Niño Poblano, sea investigado con perspectiva de género.
 


Mientras se realizaba la audiencia, una de las tías de Zyanya señaló que tras su muerte en 2018, la Fiscalía General del Estado se ha empeñado en catalogar el caso como un suicidio, a pesar de que peritos contratados por la familia cuentan con evidencia para tirar dicha versión.

El apoyo recibido por parte del Observatorio Ciudadano Nacional de Feminicidio se manifestó con  integrantes de este grupo, que colocaron mantas con la fotografía de la joven y exigieron a las autoridades que se investigue el caso con perspectiva de género.

La doctora de 26 años de edad estaba como practicante en el Hospital del Niño Poblano y tras padecer acoso laboral fue hallada muerta en su departamento.

Aunque el dictamen oficial fue que se trató de un suicidio,en el que incluso hubo una carta póstuma, los familiares y amigos de Zyanya señalaron que la joven no tenía tendencias suicidas además de que la letra en la carta póstuma no correspondía a la de ella.