Desde el pasado 13 de septiembre, el futbolista Neymar se encentra ligado a un escándalo luego de que acusara a Álvaro González por supuestamente llamarle 'mono' durante el Clásico entre el PSG y el Olympique de Marsella, donde además habría sido agredido con insultos homófobos, aunque la situación ahora dio un giro inesperado que pone al brasileño contra las cuerdas.

El Olympique también señaló a Neymar por llamar ‘chino de mierda’ a Hiroki Sakai en ese mismo duelo, donde la Cadena SER jugó un papel fundamental al revelar un video que lo probaría, donde también afirman que le gritó ‘vete de aquí’ y ‘puta Liga’ mediante un subtitulado.

Aquella noche el jugador carioca fue expulsado por un golpe en la nuca sobre González, que derivó en una suspensión de dos partidos.

 

Las posibles sanciones

Este miércoles el Comité de Disciplina de la Liga francesa acordaría tras una reunión la posible sanción para el sudamericano y Álvaro González, donde les podrían dar de ocho a 10 partidos a ambos de suspensión. A esto se sumarían otros 10 encuentros para ‘Ney’ en caso de confirmarse los insultos raciales hacia Sakai.

Tras el Clásico cinco futbolistas fueron expulsados y le dieron una sanción de cuatro juegos a Ángel Di María por escupir a González; a Larwin Kurzawa le cayeron seis por atacar a golpes a Jordan Amaví y dos más para Leandro Paredes por su pelea con Darío Benedetto.

 

Librados

Sin embargo, este mismo miércoles se dio a conocer que ninguno de los futbolistas recibirá sanción alguna luego de que la propia Comisión de Disciplina determinara que no existen pruebas suficientes o convincentes que permitieran fijar una sanción tanto para el brasileño como para el español, luego de que ambos fueran acusados de racismo.