Familiares de Sergio David Garrido Melo, desaparecido hace un año dos meses y de Gerzhaín Barrón García, desparecido hace cuatro meses, se manifestaron en la explanada del jardín central de Huauchinango para exigir a las autoridades que se aceleren las investigaciones para dar con el paradero de sus familiares.

En relación al caso de Sergio David, su madre dijo que fue sustraído de su vivienda con violencia por un grupo de hombres y desde ese momento no supieron nada de él.

Desde entonces su peregrinar por dependencias de gobierno y anfiteatros no ha parado, además de emprender por su propia cuenta y con sus recursos, apoyada de su familia, una búsqueda exhaustiva que no ha rendido frutos.

Por su parte, el padre de Gerzhaín, pidió a las autoridades reforzar las investigaciones para poder encontrar a su hijo, quien desde hace cuatro meses no se llega a su hogar, siendo Huauchinango el último lugar donde fue visto.

Cabe señalar que en las últimas semanas se han incrementado los casos de personas desaparecidas, entre ellas dos menores, un niño y una niña, por lo que la manifestación sirvió también para recordarle a las autoridades estos casos y exigir acciones inmediatas.

Pese a que la manifestación tuvo poca afluencia, los afectados pidieron a la población empatía y apoyo para dar con sus familiares, pues argumentaron que el problema de inseguridad y falta de justicia es algo que afecta a todos los pobladores.

Por otra parte, los familiares de la joven Paulina Reyes, quien era buscada hasta hace una semana, reportaron que la adolescente de 17 años apareció con vida el pasado 10 de septiembre, pero señalaron que no podían dar detalles debido a que aun no concluían la investigación correspondiente.