Las universidades autónomas podrán realizar sus leyes orgánicas sin la interferencia de los congresos locales, declaró el subsecretario de educación superior, Luciano Concheiro Bórquez, al tiempo que reconoció la importancia de la autonomía universitaria como dimensión social.

Como parte del foro digital Los Retos de la Educación Pública Superior en México que realiza la BUAP a lo largo de este segundo semestre del año, el funcionario federal detalló que el anteproyecto de Ley General de Educación Superior a nivel nacional contempla darle mayores responsabilidades a las instituciones.

Además, Concheiro Bórquez planteó que la próxima reforma a la ley antes mencionada, contemplará a la educación superior como parte de la sociedad, a través de tres ejes, en el que resalta el compromiso de las universidades por regirse así mismas.

Abundó en la dimensión social que implica la autonomía universitaria, ya que consideró que esta característica aporta un fortalecimiento de la democracia en general, dadas las similitudes que hay en el autogobierno de una universidad y en la capacidad de determinarse de un país.

Por otra parte, en su participación la Doctora Beatriz Eugenia Baca del Instituto de Ciencias de la BUAP, hizo un llamado a reformar la estructura de la universidad, que busque ir de las bases a los cuerpos administrativos.

Finalmente, el doctor Concheiro Bórquez destacó la importancia que tendrá reformar los esquemas de evaluación, para poner en el centro de la discusión las cualidades de los artículos científicos y no su cantidad.