El Movimiento Antorchista Poblano (MAP) insiste en formar su partido político para competir en las elecciones de 2021 e interpuso otro juicio en el TEPJF contra la resolución donde le negaron el registro la semana pasada. 

La organización recurrió el martes a la Sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF), que resolverá —ahora sí en definitiva— si otorga el registro de partido político o no.

El nuevo recurso fue promovido otra vez por Eliezer Casiano Popócatl Castillo, quien se presenta como representante jurídico de la agrupación, a pesar de que la sentencia del jueves pasado puso en duda su legitimidad.

La impugnación ya fue admitida, se radicó en el expediente número SUP-REC-136/2020 y el proyecto de resolución está a cargo del magistrado Indalfer Infante González.

Se trata de un recurso de reconsideración que exige revocar la resolución emitida por la sala regional Ciudad de México del TEPJF, a la que se acusa de juzgar el caso de manera superficial sin tomar en cuenta todas las pruebas aportadas.

La organización reclama que la Sala Regional solo ratificó la sentencia previa del Tribunal Electoral del Estado de Puebla (TEEP) sin entrar al fondo del asunto, que son la serie de arbitrariedades que el MAP atribuye al Instituto Electoral del Estado (IEE).

Por eso el nuevo juicio precisa que fue promovido: “a fin de controvertir la sentencia dictada el pasado veintitrés de julio de este año, por esa Sala Regional, en el expediente SCM-JDC-80/2020; en la que confirmó la sentencia de treinta y uno de marzo del año actual, emitida por el Tribunal Electoral del Estado de Puebla en el expediente TEEP-A-007/2020 y sus acumulados, por la que entre otras cuestiones, en plenitud de jurisdicción, se determinó no procedente el registro de la asociación civil Movimiento Antorchista Poblano, como partido político local”.

TEPJF ratificó posibles delitos 

La sala regional negó el registro la semana pasada tras confirmar omisiones y posibles delitos, ya que la organización no presentó informes de ingresos y gastos de sus asambleas ni acreditó la legitimidad Popócatl Castillo como su representante jurídico.

Tampoco se comprobó la legalidad de la constitución y cambios de nombre del MAP, ya que primero era Partido Anticorrupción, luego Podemos por Puebla y después Movimiento Antorchista.

También fue determinante el pleito entre los miembros del Movimiento Antorchista y Podemos por Puebla, ya que volvió a relucir que no hubo un acuerdo para el cambio de nombre y se sospecha que se realizó mediante la falsificación de firmas.

Si bien no se responsabilizó de la presunta falsificación a Popócatl Castillo, se mencionó que los miembros de Podemos no avalaron su nombramiento como representante jurídico, lo cual ponía en duda su legitimidad como representante del MAP.

Se concluyó además que el Movimiento Antorchista compitió por el registro de partido fuera del plazo establecido por el IEE, así que se invalidaron sus asambleas y las más de 24 mil afiliaciones que realizó.