A pesar de los avances logrados en el reconocimiento de los derechos sexuales, reproductivos y de la mujer, aún hay un largo trecho por recorrer en Puebla, declaró Cinayani Carrasco, directora del Observatorio de Derechos Reproductivos y Sexuales (Odesyr) en entrevista.

A propósito de los nueve años de vida de la asociación civil, reconoció que los logros en materia de reconocimiento de los derechos antes citados son un pendiente importante y reprochó el desinterés de Morena y su bancada por el reconocimiento a las minorías y a un esquema de salud reproductiva integral.

En lo que se refiere a la comunidad LGBTTTI, iniciativas para el reconocimiento de las personas transgénero “han sido mandadas a la congeladora, a pesar de que diputadas de la bancada de Morena han buscado su aprobación desde el inicio de la actual legislatura”, precisó la activista.

Identifica que los legisladores de Morena tienen una deuda con la población y con parte de su electorado al no aprobar leyes tan importantes como el matrimonio igualitario y la interrupción legal del embarazo, a pesar de estar estos preceptos en los documentos básicos de Morena.

Todo lo anterior lo engloba en una falta de voluntad política y de anteponer una agenda personal y electoral a la de los derechos de la población. En lo personal, espera que los derechos sexuales y de género sean reconocidos en el corto plazo, a pesar de que reconoce que el ambiente electoral puede influir a que no sea así.

Además, ubica que hay diputadas que definió como aliadas de la agenda progresista, sin embargo, reconoce que pueden estar coaccionadas por los dirigentes de sus partidos, que son quienes eligen de qué temas se pueden hablar y de cuáles no.  

Regulación del tabaco

Dentro de las preocupaciones del Observatorio, se encuentra una propuesta de ley para el estado de Puebla en la que se garantice el derecho a la salud, prohibiendo el consumo de tabaco en espacios cerrados. Lamentó que, en su opinión, se antepongan los intereses personales de los legisladores al derecho de las mayorías, siendo esta la tercera Legislatura que se niega a reconocerla.

Violencia de género: un pendiente

A pesar de la implementación de la alerta de género en mayo del año pasado, los esfuerzos realizados son insuficientes, concluyó la activista al recalcar el alza en delitos cometidos contra las mujeres en el último año en Puebla.