Una conversación telefónica grabada reveló que un secretario de acuerdos, del juzgado Segundo de Distrito de Procesos Penales Federales en el Estado de México, fue quien presuntamente solicitó dinero para dejar libre a José Ángel Casarrubias Salgado, El Mochomo, presunto líder de Guerreros Unidos.

En la conversación intervenida por la Fiscalía General de la República, un abogado de nombre Juan le informa a Francelia Salgado Patiño, madre de El Mochomo, que todo estaba listo para beneficiar a José Ángel Casarrubias.

La madre de El Mochomo dijo estar de acuerdo con apoyar al secretario, a quien no identifica por nombre, le pide a su abogado que diga que "son gente seria" y deja claro que el dinero lo entregarán cuando su hijo sea liberado, es decir, "dando y dando".

Hasta ahora, no hay indicios que vinculen a la juez María del Socorro Castillo Sánchez en los sobornos. Una de las personas que participó en la sentencia, fue el secretario de acuerdos Marco Aurelio González Romero, según una nota del diario Milenio.