En las últimas semanas la venta de gasolina ha caído un 70 por ciento debido a la pandemia del Covid-19, lo cual ha provocado que alrededor de 50 gasolineras en el estado de Puebla ya no puedan reabrir porque no podrán costear sus gastos.

Así lo dio a conocer Rafael Zorrilla Alanís, presidente de la Organización Nacional de Expendedores de Petróleo (Onexpo), quien explicó que sus ventas disminuyeron 70 por ciento debido al confinamiento domiciliario lo que ha provocado los desplazamientos por la carretera se hayan reducido.

"Fue bajando paulatinamente y lo que llevamos del mes de mayo ya tenemos una caída del 70 por ciento de los tres productos, de magna y menos octanaje así como el diésel" explicó

Agregó que sí hubo ventas el viernes de la semana pasada y es cuando más se vendió comparado con las ventas del mes de abril, que habían sido mínimas, sin embargo el sábado y ayer domingo fueron nulas las ventas.

Ante este panorama, expresó, de las 550 gasolineras que agremia la asociación, algunos de los establecimientos ya no podrán abrir debido a crisis económica por el Covid-19.

"Creo pasando esta pandemia sí va a haber muchas gasolineras que ya no van a poder abrir al público, no van a poder seguir con su nivel de gastos, por luz, renta;  como un 10 por ciento, y calculamos que unas 50 gasolineras van a tener que cerrar por la pandemia, señaló.

Zorrilla Alanís recordó que se está trabajando con el mínimo de personal y por el momento no ha habido despidos, mientras que el personal vulnerable como madres de familia y trabajadores de la tercera edad, fue enviado a sus casa con goce de sueldo.

"No se ha perdido ningún empleo ya que todas las gasolineras mandaron a sus casas a los empleados vulnerables, adultos mayores de 60 años, madres de familia pero con goce de sueldo" explicó.