El desmantelamiento de lo que sería el Nuevo Aeropuerto en Texcoco avanza, y ya desaparecieron las 21 columnas que sostendrían el peso de la estructura.

Se trataba de 21 foniles de 45 metros de altura, con una construcción de base de 12 soportes y que constaba de 2 mil piezas soldadas.

En un promocional de lo que sería el Nuevo Aeropuerto Internacional de México se indicaba que cada fonil estaba compuesto por 600 mil elementos estructurales.

En una nota que publica el diario Milenio se indica que ya desaparecieron las estructuras, la piedra basalto y el material eléctrico.

En la cuenta de Twitter, del NvoAeropuertoMX aún pueden leerse mensajes en los que informaban sobre los avances de la construcción.

“@NvoAeropuertoMX. La estructura de pavimento de las pistas del #NAIM está compuesta por una sub-base, una base y una capa asfáltica”.

“El #NAIM es un aeropuerto planeado para tener una vida útil para los próximos 100 años, atenderá a 70 millones de pasajeros al año y tendrá pistas con operación triple simultánea. #avanzaNAIM”.

“De acuerdo con MITRE, concentrar las operaciones aeronáuticas en un mismo aeropuerto es más conveniente y seguro, Texcoco cumple con los requisitos para que el #NAIM sea el Hub Internacional más grande de América Latina. #avanzaNAIM”.

“La construcción del #NAIM tiene más de 90 estudios especializados sobre medio ambiente, geotecnia, conectividad, aeronáutica y más. Además, cuenta con el respaldo de 23 Organismos Nacionales e Internacionales. #avanzaNAIM”.