Regidores de Morena identificados como el “G5” acusaron que colaboradores de la alcaldesa capitalina Claudia Rivera Vivanco solicitaron a los integrantes del Cabildo la renuncia de sus empleados de confianza.

Los inconformes acusaron que Andrés García Viveroscoordinador Ejecutivo de Proyectos Estratégicos, fue quien hizo la petición, lo que calificaron “como una locura”.

En conferencia de prensa, Roberto Eli Esponda insistió en que no hay un fundamento jurídico para que García Viveros haya pedido la baja de los empleados que se desempeñan como colaboradores de los regidores.

Indicó que García fue secretario particular de David Rosas Armijo, quien fue uno de los colaboradores más cercanos a la exgobernadora panista Martha Erika Alonso Hidalgo, muestra de que la presidenta municipal tiene la intención de no seguir los principios de la Cuarta Transformación que impulsa el presidente Andrés Manuel López Obrador.

En ese sentido, refirió que los regidores no cederán ante las amenazas del personal de Rivera Vivanco y advirtió que no permitirán que despidan a sus colaboradores.

“… pedir la renuncia de personal de confianza es una locura, ya no están en sus cinco sentidos, desde aquí les decimos que estamos dispuestos a lo que nos toque”, advirtió el regidor. 

En su intervención, el regidor Edson Cortés indicó que la solicitud para que empleados de confianza firmen sus renuncias voluntarias no se limita al Cabildo, pues refirió que lo mismo ocurre en otras dependencias, principalmente en la Contraloría, tras la renuncia de David Riveroll Vázquez

En el mismo sentido que Esponda Cortés comentó que “no se va a entregar una sola renuncia del personal de regidores, por lo que hizo un llamado a los empleados municipales para que no firmen sus renuncias voluntarias, pues reiteró que no es legal.

Por su parte, la regidora Martha Ornelas indicó que hay informes que indican que, entre el cierre de 2019 y el transcurso de enero, las renuncias “voluntarias” firmadas por empleados municipales ya suman 50.

Ornelas hizo un llamado a la presidenta municipal para que no siga con la intención de aplicar despidos injustificados.

“Presidenta, te hago un llamado desesperado a que entres a la cordura, ya la curva de aprendizaje ya pasó y ya es tiempo de que nos pongamos a trabajar todos”, comentó.

Por su parte, la regidora Rosa Márquez calificó las renuncias como un “absurdo”, pues comentó que con solicitarlas se evidencia un desconocimiento de la ley.

“… es absurdo, es un total desconocimiento de pedir renuncias por pedirlas, pedimos que se actué con responsabilidad y ese es el llamado y sino, estaremos actuando en consecuencia”, puntualizó.

Foto: Agencia Enfoque