Un grupo de alumnos y padres de familia acudirá a la próxima Jornada de Atención Ciudadana en Casa Aguayo, para solicitar una audiencia con el gobernador Miguel Barbosa Huerta para exponerle el cierre de la preparatoria que tenía en comodato la UDLAP en el barrio de Los Remedios.

Los padres de familia dijeron no saber cuál será el destino académico de sus hijos toda vez que el modelo de prepa UDLAP no solamente les garantizaba educación sino que además los proveía de estímulos económicos a través de becas.

También dijeron que necesitan conocer mayores detalles de la revocación del convenio entre la Asociación Civil del Sistema de Preparatorias SEDIF y la Universidad de las Américas de Puebla (UDLAP).

El gobierno estatal revocó el convenio entre ambas instituciones, firmado en 2014 argumentando que solo 38 de los 218 alumnos tenían una real necesidad de acceder a este sistema educativo que fue creado para jóvenes de escasos recursos.

La UDLAP tramitó un amparo buscando evitar el retiro del comodato, no obstante tras la realización de una audiencia incidental realizada el pasado 10 de enero, dicho amparo fue negado.