Estudiantes de la Facultad de Medicina de la Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP) colocaron una ofrenda en memoria de algunos de sus compañeros que perdieron la vida a causa de la inseguridad en Puebla.

Los alumnos participaron en una de las tradiciones más representativas de México, en donde se acostumbra a venerar a los muertos y se les recibe con una ofrenda de flores, pan de muerto, platillos y fotografías.

Esta vez alumnos de la Facultad de Medicina instalaron un altar en homenaje a algunos de sus compañeros que perdieron la vida recientemente y en años anteriores.

Aunque la mayoría fue víctima de algún hecho delictivo, también recordaron a compañeros que murieron en otras circunstancias pero que también eran alumnos de esta facultad de la BUAP.

Algunos de los casos recordados por los alumnos fueron el de José Cruz Sánchez, un joven de 21 años de edad, estudiante del sexto semestre, que fue asesinado durante un asalto en inmediaciones de la Facultad de Medicina de la BUAP.

Otro fue el de Ricardo Dávila Díaz, médico recién egresado de la Facultad de Medicina y originario de Tecamachalco, asesinado en un intento de asalto en una carretera del estado de Guanajuato, cuando hacía un viaje en motocicleta a Guadalajara.

Recordaron el caso de Misael Munive Mozón, quien también fue estudiante de la Facultad de Medicina y que lamentablemente fue encontrado muerto el 23 de junio en la bañera de una habitación del hotel Holiday Inn, en la Vía Atlixcáyotl.

Foto: Maribel Morillón