Víctor Franco Cruz, quien fuera conocido como La Parka en los años noventa, parecía tenerlo todo en la vida; pero tomó una decisión equivocada y decidió formar parte de una banda de secuestradores.

Hoy, Franco Cruz cumple una sentencia de 32 años de prisión en Santa Martha Acatitla, pero dedica parte de su tiempo a enseñar a luchar a internos del penal.

"Fue lo más maravilloso porque tienes fama, haces el nombre, tienes muchos fans, tienes trabajo", fueron las palabras de Víctor a Televisa.

Sin embargo, la ex estrella de la Triple A dijo que conoció a " unos compañeros que son mis causas, y me dicen quieres entrarle. Me va bien, y ya no le hago caso a la lucha libre. Se terminó la suerte y me detienen", contó Víctor.

En el reclusorio oriente La Parka se encontró con Bernabé García, "Pentagoncito", quien ya fue liberado y Víctor se convirtió en el maestro del grupo de lucha libre de Santa Martha Acatitla; en donde tiene siete pupilos y el sistema penitenciario les organiza luchas de exhibición.

Sobra las razones por las que enseña lucha libre, la ex estrella de la lucha libre dice da a los internos "motivos de vivir, de seguir adelante, que viene su familia cuando hay funciones de lucha".

"Es mi deseo regresar porque vives de los aplausos", agrega Franco Cruz.

Con información de Televisa

Fotos novedadesdetabasco.com.mx y Televisa

 

 

****

Sigue a e-consulta Magazine en Twitter (clic aquí) y Facebook (clic aquí).