Durante el operativo Pájaro Azul que organizaron las autoridades de Colombia, fueron capturadas 59 personas, entre las cuales se encuentran 5 sobrecargos y 8 civiles.

Las autoridades afirman que la organización criminal internacionales operaba una red de lavado de dinero y de tráfico de droga del Cartel del Pacífico, liderado por Joaquín El Chapo Guzmán.

En el operativo, las fuerzas de seguridad lograron decomisar 7 millones de dólares.

Las primeras informaciones aseguran que las azafatas podrían enfrentar condenas que las llevarían a permanecer en la cárcel hasta 20 años.

El modus operandi de las azafatas era llevar dólares, euros o droga a los principales aeropuertos de México, Estados Unidos, Colombia y España, pegados a su cuerpo o en maletas especialmente preparadas.

En México encontramos que algunas de las personas involucradas tenían vínculos con el cártel”, dijo el vicefiscal general de Colombia, Jorge Perdomo.

Según la investigación, las azafatas no sólo realizaban sus labores propias dentro de la aerolínea Avianca, sino que además transportaban dinero y droga.

Fue desmantelada una organización delincuencial conformada por auxiliares de vuelo de la empresa Avianca y particulares que se dedicaba a transportar hacia Colombia dólares y euros productos de actividades ilícitas, presumiblemente procedentes del narcotráfico, porque además se pudo establecer que algunos de ellos tienen vínculos con integrantes del cártel del Pacífico”, dijo Jorge Perdomo.

Las azafatas eran reclutadas en Medellín, Colombia, por El Tío, un sujeto que tendía vínculos con organizaciones criminales de México y Colombia.

Según las autoridades colombianas, en el aeropuerto de El Dorado, la organización criminal traficaba 250 millones de dólares al año.

Estiman que la rede criminal llevaba trabajando 20 años trabajando para Joaquín El Chapo Guzmán y para Dayro Antonio Úsuga, Otoniel, y cabecillas de Los Rastrojos.

En México encontramos que algunas de las personas involucradas en esta actividad tenían vínculos con integrantes del Cártel del Pacifico. Es dinero propio de actividades ilícitas porque lo que se estaba haciendo es ingresarlo ilegalmente a Colombia”, dijo el vicefiscal colombiano.

Crédito de la foto sipse.com