Mientras el Comité Ejecutivo Nacional del PAN señala que es una “mala idea” implementar un Mando Único Policial en el país, ediles emanados de su partido en Puebla piden que este esquema se aplique en la entidad, pues aseguran que los municipios están rebasados por la delincuencia ante la falta de recursos para seguridad.

Fue este martes cuando la dirigencia y legisladores federales del Partido Acción Nacional presentaron una iniciativa de reforma en materia de seguridad pública, que va en contra del Mando Único  propuesto por el presidente Enrique Peña Nieto para tener una sola policía en cada entidad.

Sin embargo este esquema es promovido en Puebla por el gobierno del estado, de filiación panista.

Ante el linchamiento de los hermanos Copa Molina el pasado 19 de octubre en Ajalpan, el gobernador Rafael Moreno Valle urgió a aplicar este esquema en la entidad, bajo el argumento de que las corporaciones policiales de los ayuntamientos son sobrepasadas por hechos delincuenciales.

Académicos como Philip Oxhorn, considera que la exclusión de las policías locales y de los ciudadanos no generará una respuesta democrática y en sinergia con la sociedad civil.

La propuesta presidencial consiste en quitar a los municipios la responsabilidad de encargarse de la seguridad pública y que esa labor sea exclusiva del gobierno federal y de las 32 entidades federativas. Así, los ayuntamientos únicamente podrían participar en el diseño y ejecución de políticas públicas para la prevención del delito.

Urgen ediles Mando Único

Cuestionados por e-consulta sobre el tema, los alcaldes de Chignautla, Tochtepec, Huaquechula, Tlaola y San Gregorio Atzompa, se pronunciaron a favor de unificar los cuerpos de seguridad pública municipales.

Expusieron que las problemáticas que se resolverían con esa estrategia van desde contar con elementos capacitados y certificados, evitar la rotación de personal de seguridad pública, tener más y mejor armamento, así como mayores recursos para este rubro, lo que intensificaría el combate a la delincuencia.

Sobre la posibilidad de que la unificación de los cuerpos de seguridad propicie la infiltración de delincuentes, comentaron quecorporaciones municipales también son vulnerables ante esa posibilidad.  

Incluso, el presidente municipal de Tochtepec, Marcos Pérez Calderón, hizo un exhorto a los diputados federales panistas para que respalden la propuesta, pues aseguró que es necesaria.

Rebasados por la delincuencia

Pérez Calderón alertó que el municipio a su cargo ha sido rebasado por grupos de delincuentes dedicados a la ordeña de ductos de Petróleos Mexicanos (Pemex) que ven en esta localidad un paso para la Mixteca de Puebla, pues aseguró que éstos cuentan con mejor armamento que los policías municipales. Incluso, recientemente amagaron a los elementos de seguridad y robaron un cajero automáticoque se encontraba en el interior de la Presidencia Municipal.

Recordó que Tochtepec colinda con los municipios de Tecamachalco y Quecholac, en donde el robo de combustible es un problema grave. En este sentido, dijo que aunque ha pedido ayuda a la Policía Federal y al Ejército, no ha recibido respuesta a excepción de la Policía Estatal que sí ha respondido.

En este sentido, dijo que el Mando Único mejoraría la capacidad de coordinación de los municipios, los estados y el gobierno federal, además de que contarían con más equipamiento. Actualmente sólo cuenta con 27 policías, de los cuales 17 están certificados.

Por su parte, el alcalde de Huaquechula, Edwin Mora Caballero, refirió que es siempre el gobierno federal quien cuenta con más capacidad para brindar seguridad pública, por lo que consideró conveniente que las corporaciones municipales de este rubro se unifiquen. “Así se tendría el personal adecuado y más recursos, porque los presidentes municipales se detienen por más recursos y eso ya no pasaría”, acotó.

El edil de Tlaola, Abdías Castillo Castillo, coincidió en que la escasez de recursos  es un factor que aqueja a los municipios para resguardar a la ciudadanía; aquejó que hoy tiene sólo 40 elementos y cuatro patrullas para atender a una población de 16 mil habitantes.

Aunque dudó de su efectividad, Arturo Córdova Ruiz, quien es alcalde de Chignautla, indicó que el Mando Único Policial es una estrategia que funcionaría siempre que esta se lleve a cabo a través de un análisis previo.

Detalló que el proyecto debe plantear una vigilancia constante, porque en otras entidades ya funciona pero las células de elementos policiales no llegan a todas las comunidades. “El Mando debe ser estable y afinarse”, acotó.

Por su parte, el edil de San Gregorio Atzompa, Horacio Tlahuel Abrajan, comentó que la estrategia del gobierno federal puede funcionar pero si se aplica de manera “homogénea” para que ninguna comunidad quede desprotegida.

Sobre la infiltración de delincuentes que el Mando Único podría propiciar en las corporaciones policiales según lo señalaron loslegisladores del PAN, comentó que lo mismo podría ocurrir en las policías municipales, pues el hecho de que estas sean locales no garantiza el blindaje de las mismas.

Mando único policiaco no es solución de fondo: experto

La propuesta del Mando Único no es una solución de fondo ni para México ni para Puebla, dado que la exclusión de las policías locales y de los ciudadanos no generará una respuesta democrática y en sinergia con la sociedad civil, aseguró Philip Oxhorn, director del Instituto de para los estudios de Desarrollo Internacional, McGill, Canadá.

Durante su ponencia sobre "El poder de los Ciudadanos", el experto en Ciencias Políticas aseguró que el mando único se genera ante la falta de confianza en las policías municipales y comunitarios por los vínculos que pudieran tener con el crimen organizado.

No obstante, reconoció que podría ser un modelo mejor que el vigente pero no una solución de fondo, dado que excluye a una parte de la sociedad.