Dos mujeres muertas, cuatro menores desaparecidos, cinco vehículos arrastrados por alud y cortes de energía en viviendas provocó la tromba que azotó la noche de este miércoles al municipio de Huehuetlán el Grande.

Personal de Protección Civil estatal, el Sistema de Urgencias Médicas Avanzadas (SUMA), Bomberos y el Ejército Mexicano se trasladó a la zona para coordinar acciones con las autoridades del municipio y atender a la población.

El titular de Protección Civil  de la Secretaría de Gobernación, Luis Felipe Puente, confirmó los decesos antes de la 1 de la madrugada.

Según los reportes preliminares de los cuerpos de emergencia, las fallecidas son dos mujeres, una con 8 meses de embarazo, mientras que los desaparecidos son cuatro menores de edad.

Los desaparecidos no han sido localizados debido a que la oscuridad complicó la búsqueda; sin embargo, esta mañana se reiniciarán las labores para recuperar a los menores que presumiblemente estarían sepultados.

De acuerdo con versiones de los lugareños, las víctimas eran peregrinos que acudieron al lugar, donde esta semana se celebra al Santo Niño de la Candelaria. Algunos se encontraban a bordo de sus vehículos y pudieron salir, pero otros fueron arrastrados hasta una barranca por el río que se desbordó.

En tanto la administración estatal señaló que no se registra afectación en las viviendas de la localidad, aunque cinco vehículos resultaron cubiertos por lodo.

El gobierno del estado de Puebla continúa con los trabajos de limpieza, búsqueda de personas, así como la evaluación de los daños.

El director de Protección Civil estatal, Jesús Morales Rodríguez, informó que ayer por la noche ante la tormenta ocurrió una venida de agua y lodo, que desembocó en una calle de la población,  arrastró hasta un desagüe y  cubrió a cinco vehículos, dejando un saldo preliminar de dos personas fallecidas.

Por la noche los habitantes del municipio reportaron cortes de energía en las viviendas producto de la tormenta.